thumbnail Hola,

El astro brasileño pide más días de descanso a pesar de sus contínuas faltas de disciplina. Hay una clara rotura entre el club y el jugador

Ronaldinho sigue dando dolores de cabeza a la junta directiva del Flamengo. Después de ser liberado para visitar a su madre - que se sometió a una cirugía para extirparle un tumor - en Porto Alegre, el jugador no se presentó el martes por la mañana para entrenar en el Ninho do Urubu.

Poco después, sin embargo, vino la explicación. El club emitió un comunicado explicando que un hombre de negocios y el hermano de Ronaldinho, Roberto de Asís, llamaron a los jefes del  Flamengo la noche del lunes y le pidieron un día libre para que el jugador pudiera estar más tiempo con la madre.

A Ronaldinho se le permitió viajar a Porto Alegre y no entrenar el lunes. Se esperaba, sin embargo, que el jugador estuviera de vuelta en la concentración de este martes, que tiene lugar durante todo el día.

La relación entre el jugador y el club no es buena. Ronaldinho afirma que tiene gran parte de su salario atrasado e incluso podría acudir a los tribunales contra el Flamengo. El club, a su vez, se muestra cansado de los actos de indisciplina y las malas actuaciones del jugador.

En medio de todo esto, el Campeonato del Flamengo empezó mal. Después de la primera vuelta ruinosa, incluso con la eliminación en la fase de grupos de la Libertadores, el equipo rojo y negro sólo puntuó en los dos primeros partido, contra el Sport y el Internacional.

Relacionados