thumbnail Hola,

El crack del Santos se muestra entusiasmado de poder formar equipo con el madridista, "el líder de la Canarinha durante muchos años"

La nueva generación de oro de la selección de Brasil, liderada por Neymar, Paulo Henrique Ganso, Lucas Moura y Oscar, no termina de convencer de cara a la próxima cita mundialista que se celebrará precisamente en su país, y eso ha obligado al seleccionador Mano Menezes a tirar de nuevo de la vieja guardia, liderada por el madridista Kaká.

A pesar de no brillar en el útimo campeonato del mundo, Brasil entera sigue teniendo fe en el crack de Sao Paulo, y el primero de ellos es Neymar. "Es un ídolo para mí. Kaká lideró a la selección muchos años y espero que podamos coincidir muchas veces sobre el campo. Va a ser muy especial jugar a su lado, porque es una referencia para esta generación".

La joya del Santos, igual que sucediera con Messi en Argentina, tiene que soportar el peso de rendir a mucho mejor nivel con su equipo que con la Canarinha, y por eso está feliz de contar con un nuevo aliado sobre el terreno de juego.

No en vano, el regreso de Kaká ha levantado muchas expectativas para la pentacampeona, tanto que las acreditaciones para los dos próximos partidos amistosos, ante Irak y Japón, han aumentado un 20% respecto a los últimos partidos y las peticiones de entrevistas se han duplicado.

"Es un jugador que ha escrito ya su historia con Brasil, pero está incompleta y la gente quiere verla terminar", dijo un miembro de la CBF según el diario Marca. "Kaká es campeón del mundo, Balón de Oro, ha jugado en los mejores clubes y es buena persona. Lo reúne todo para ser un reclamo y para la selección, si vuelve a brillar, será la mejor noticia", añadió.

Artículos relacionados