thumbnail Hola,

El coraje de los escoceses los llevó a una nueva victoria sobre el campo de batalla

Eran menos poderosos, tenían menos nombre y peores armas para ganar, pero no se rindieron nunca y pelearon como nadie sobre el campo de batalla para llevarse finalmente una victoria muy trabajada.

El Celtic de Glasgow, con muro o sin él, logró superar al Barcelona en el último partido de Liga de Campeones disputado en Celtic Park.

De hecho, los escoceses son especialistas en sacarle los colores al equipo actualmente entrenado por Tito Vilanova, algo que ya habían hecho incluso en el partido de ida en el Camp Nou.

No es la primera vez en la historia que un pequeño grupo de rebeldes derrota al poder establecido en Europa. Anoche, el Celtic de Glasgow, revivió viejas glorias de la historia de su propio país.

Artículos relacionados