thumbnail Hola,

El alto nivel mostrado por Cristiano Ronaldo y Lio Messi, aunada a su rivalidad deportiva, ha acaparado los reconocimientos del Balón de Oro, el último en ganarlo antes de esta ...

ANÁLISIS

Cristiano Ronaldo:
Líder y goleador del Real Madrid, sigue teniendo números impresionantes, ganado el doblete con su equipo (Champions y Copa) e imponiendo récord de goles en la UEFA Champions League. Su cierre de año no fue de el mejor debido a una lesión de rodilla que no dejó sanar y su actuación con Portugal decepcionó, quedando eliminado en primera ronda.

Lionel Messi: El año más flojo que se le recuerda y aún así participó con buenos números para el Barcelona, que siguió peleando los trofeos hasta el último tramo (Perdió final de Copa y en la última jornada perdió la lIga). Su mundial es contrastante ya que, aunque fue el motor de Argentina apareciendo en momentos clave, no jugó a su mejor nivel y perdió la final ante Alemania. Aún así ganó el premio a Mejor Jugador del Mundial.

Neymar: Su primer año en España no fue tan difícil como se preveía, muchas veces tirando del carro ante la baja de Messi. No logró trofeos con el Barcelona (salvo la Supercopa a inicios) pero en Brasil 2014 guió a una canarinha descafeinada hasta semifinales, donde ya no pudo participar debido a la entrada de Zuñiga que lo dejó con una lesión en las vertebras.

Luis Suárez: Goleador y figura de un soprendente Liverpool que arañó el título de la Premier League y que al final se lo llevó Manchester City, ganó la Bota de Oro empatando con Cristiano Ronaldo. A pesar de operarse días antes del Mundial, llegó a tiempo para ayudar a la clasificación de Uruguay a segunda ronda, pero en el partido contra Italia, en uno de sus arranques, mordió en el hombro al italiano Giorgio Chiellini y se hizo acreedor a una sanción de 4 meses sin actividad. Su imagen anti Fair-Play lo aleja del premio a pesar de su calidad futbolística.

Actores secundarios

Angel Di María: Sus reclamos por no ser titular en el Real Madrid ante la llegada de Gareth Bale, orillaron a Carlo Ancelotti a buscarle una posición en el centro del campo. Este cambio fue una bendición tanto para el jugador como para los blancos. Se convirtió en un mediocampista con gran sacrificio a la defensiva y gran aporte ofensivo (26 asistencias), finalizando con un partido sobresaliente para obtener la tan ansiada Décima con el Madrid. En el Mundial no quedó a deber y algunos lo consideran una figura del equipo Argentino, a la par de Mascherano y por encima del mismo Messi.

Arjen Robben: Su calidad es induscutible, a sus 30 años no ha perdido la velocidad y el regate que lo caracteriza. Es uno de los mejores extremos del mundo por su cuota de goles y asistencias, aportando el desequilibrio en el tiki-taka de Guardiola. Junto con Van Persie y Sneijder, lideraron a una joven Holanda hasta semifinales. Generó polémica después del partido ante México por el penal que le dio el pase a Holanda, se generó una polémica por sus antecedentes de piscinero.

Get Adobe Flash player

Relacionados