thumbnail Hola,

La llegada de un central es ahora la nueva prioridad del Barcelona y de Andoni Zubizarreta, para que éste se incorpore al equipo lo antes posible

Carles Puyol se va a final de temporada y la noticia no sorprendió del todo porque era algo que ya se suponía, pero sí sorprende el momento en el que fue informado, un par de meses antes de culminar la temporada y en el momento más importante de ésta. No sé si comunicarlo a estas alturas sea bueno o malo, aunque la intención bien puede ser motivar al equipo a luchar por todo pensando en el capitán y sus últimos títulos por alzar. Pero más allá de eso, el Barcelona intentará cerrar urgentemente el fichaje de un nuevo central.

La tarea de Zubizarreta será encontrar al mejor central posible, pero nunca encontrarán a alguien como Puyol. Mats Hummels, Mussachio y la interminable lista de candidatos se quedan cortos junto al gran capitán que ha sido el de La Pobla dentro y fuera del terreno de juego. Bien decía ayer Gerard Piqué en la emotiva carta a su amigo y compañero 'Me hace mucha gracia cuando hablan de fichar al 'nuevo Puyol'. Que sigan buscando, porque nunca lo encontrarán'... Nada más cierto que las palabras de Piqué.

Candidatos para suplir a Puyol en el eje de la zaga sobran, pero ninguno para ocupar su lugar dentro del vestuario, ni siquiera alguno de los capitanes que se quedan en el equipo. El tesón y la entereza del dorsal 5 no tiene reemplazo y el Barcelona sería justo si retirara la camiseta con el número del capitán, quien por ahora no sabe si seguirá jugando una vez que salga del Barcelona, pero la afición azulgrana espera verlo de regreso muy pronto dentro del staff técnico.

Amado por los culés y respetado por los madridistas y demás aficionados del fútbol español, Carles Puyol dejará marcado el corazón de aquel que goce del buen fútbol sin importar los colores. El capitán es referente del fútbol del Barça pero también uno de los estandartes de la Selección de España y lo más probable es que Puyol no juegue con La Roja en Brasil, aunque sí es casi seguro que viajará con el equipo como un apoyo moral.

Un verdadero culé no dejará de acudir estos últimos meses al Camp Nou para despedir al capitán, hay que creer en este equipo y que lo puede alcanzar todo nuevamente.


Artículos relacionados