thumbnail Hola,

El delantero brasileño no ha querido asumir el rol de líder en el equipo aún cuando su compañero argentino esté fuera del terreno de juego

El día que Neymar fue presentado en el Barcelona repitió hasta el cansancio que venia a aprender del mejor del mundo y a ayudarle a seguirlo siendo. Ney nunca ha ocultado su admiración por Lionel Messi y siempre soñó jugar junto a él, pero tanta admiración podría jugarle en su contra si no cambia su discurso. Muchos se preguntarán por qué el brasileño no anota tantos goles como lo hace con Brasil o como lo hacía con el Santos, o por qué no baila para festejar sus dianas e incluso por qué no reclama cuando un compañero no le pasa el balón. La respuesta es sencilla, Neymar siente un profundo respeto por Messi y no quiere luchar por su puesto.

En una charla de Goal con el periodista brasileño, Joao Henrique Marques del sitio uol.com.br, nos cuenta cómo la vida de Neymar ha cambiado desde que fichó por el club azulgrana: "Lo veo todavía muy tímido, por increíble que parezca, creo que es porque está Messi. Neymar es un jugador de goles y aquí no hace goles, es más asistente. No estamos acostumbrados a ver a Neymar así, sin embargo se ha adaptado muy rápido al equipo y creo que el 'Tata' ha sido vital en su adaptación, al ser un entrenador sudamericano conoce más cómo le gusta jugar a Neymar y ahora es un titular indiscutible en el Barcelona".

Neymar, junto con Cesc Fàbregas es el máximo asistente del Barcelona, asumiendo un rol secundario a pesar de que tiene todo para ser un líder más del grupo. Es común ver a Ney muy apegado a jugadores como Alex Song, Pinto y Adriano, sin embargo no tiene una cercanía muy latente con los capitanes del equipo como Xavi, Iniesta, Valdés, Puyol e incluso el mismo Leo: "Con Messi, Neymar siempre será el segundo. Cuando a Neymar se le preguntaba en Brasil quien era el mejor del mundo siempre hablaba de Messi, con un respeto muy grande. Es un chico tímido, tiene dificultad de imponerse, pero creo que Neymar debería ser el dueño del equipo, pero con Messi no lo va a conseguir porque Messi en el vestidor es más fuerte, más articulador y está más preocupado con su imagen de mejor del mundo y Neymar no está preocupado por eso".

Tras la baja de Lionel Messi por su lesión, se esperaba que Neymar ocupara la posición de falso 9, pero más allá de eso, que cumpliera con el rol de líder en la delantera del Barça, pero ante el Granada el pasado sábado, el brasileño volvió a convertirse en un asistente de sus compañeros sin él mismo ver puerta para aumentar el marcador. El ex jugador de Santos por momentos parece no estar consciente del peso que puede llegar a tener en el equipo como un líder, por momentos se le ve titubeante en el área, con la indecisión de pasar el balón o rematar. "El ya debería de pensar más en su automopromoción, en valorar ese poder que tiene", nos comentó Joao quien considera también que después de la Copa del Mundo en Brasil 2014, Neymar debería desempeñar un papel más de líder en el Barça junto con Messi.

Con apenas 21 años, Neymar ha cumplido su sueño de juventud, jugar en el Barcelona y así como Ronaldinho dejó su legado a Lionel Messi, no es descabellado pensar que Ney será el legado de 'la pulga' cuando los mejores años del rosarino hayan pasado. La paciencia es una de las cualidades que se exigen en el club blaugrana y Neymar parece tenerla de sobra, esperando que su momento llegue pero mientras tanto, todo indica que su rol secundario seguirá formando parte de su día a día.


Artículos relacionados