thumbnail Hola,

Ambos delanteros uruguayos se miden a España bajo la lupa del madridismo. El del Nápoles, un ariete más rematador, se adapta mejor al equipo que el gambeteador Suárez

España y Uruguay debutan este domingo en la Copa Confederaciones. Y muchos en Madrid tienen en esta primera jornada un interés especial añadido al de la propia competición, que no es otro que ver a dos delanteros como Luis Suárez y Edinson Cavani. Verles medirse a jugadores de la talla de Sergio Ramos, Gerard Pique, Iker Casillas o Victor Valdés. Pues ambos futbolistas de La Celeste están en la extensa lista de la compra que maneja el Real Madrid, con lo que en unas semanas uno de los dos podría ser compañero de los merengues, además del rival a batir para los blaugranas.

Luis Suárez y Edinson Cavani. Edinson Cavani y Luis Suárez. Los dos amigos, de la misma edad -con apenas unos días de diferencia entre el nacimiento de uno y otro-, habiendo crecido ambos en la ciudad de Salto, compañeros en la selección uruguaya… y sin embargo, tan diferentes sobre el césped.

El todavía delantero del Liverpool es un todocamino. Posee un innegable olfato goleador, acreditado por la gran cantidad de tantos en su carrera. No baja de los quince en cada una de las siete temporadas que lleva en Europa, destacando los casi 50 que llegó a marcar en el Ajax la campaña antes de llegar a la Premier League, o los 30 que anotó este mismo curso, donde fue el segundo máximo goleador de Inglaterra. Sin embargo, Luis Suárez es mucho más que eso. Es un jugador gambeteador, habilidoso, extremadamente técnico, con buena visión de juego y capacidad para asistir incluso. No le da miedo bajar la bola al piso, ni salir del área. Todo lo contrario. Tiene la mentalidad y el instinto del delantero, con el cuerpo y las características de un mediapunta.

Mientras tanto, el delantero del Nápoles es más ariete puro. Sin que ello signifique que sea un ‘piernas’. Nada más lejos. Es un delantero nato adaptado a los nuevos tiempos: rematador, pero también técnico. Vertical, potente, veloz, sabe manejarse fuera del área, pero por lo que destaca es por su facilidad para embocar a gol. No le llaman ‘El Matador’ por su afición a los toros, precisamente. Cualidades que, sea como fuere, encajarían mejor en el Real Madrid hoy en día, sin desmerecer ni mucho menos a las de Luis Suárez, con más recursos.

Y es que, si por algo el madridismo ha acabado desencantado con sus delanteros esta campaña, ha sido precisamente por ese desamor que tenían ambos con el gol, siendo Cristiano Ronaldo el estandarte en ese sentido. Y Cavani puede completar perfectamente ese vacío. No obstante, estando en el Nápoles ha marcado esta temporada sólo un gol menos que los que han marcado Higuaín y Benzema juntos: 39 frente a 38. En el Nápoles, y no rodeado de los Mesut Ozil, Cristiano Ronaldo, Luka Modric, Ángel Di María y compañía. Con lo que en el mismo Real Madrid, esas estadísticas todavía tendrían margen de mejora.

Más allá de que en el equipo blanco ya hay jugadores con capacidad combinativa como para desenvolverse fuera del área, como tan bien sabe hacer Luis Suárez. Mismamente, Karim Benzema o el propio Álvaro Morata juegan de vez en cuando partiendo desde la banda, y no en el balcón del área. Con los dos jugadores habiéndose postulado oficiosamente para abandonar sus respectivos clubes, a priori las negociaciones por Cavani parecen menos amistosas, y el montante del traspaso, más elevado también. Pero hoy en este Real Madrid que acabó el año en blanco parecen más necesarios los goles que las paredes, mirando hacia el césped. Y ahí Cavani, no habiendo bajado de los 30 tantos en este último trienio en San Paolo, te da más garantías.

Relacionados