thumbnail Hola,

El prolífico goleador británico se retirará al final de la presente campaña. Infructuoso en lo deportivo, su paso por el club blanco no pudo ser más rentable en lo económico

Michael Owen se convirtió en la mejor operación para el Real Madrid en la primera década de este siglo XXI. El prolífico delantero de Chester, internacional con la selección inglesa hasta en 89 ocasiones y ganador del Balón de Oro en el año 2001, ha anunciado este martes 19 de marzo que colgará definitivamente las botas a finales de esta temporada.

Dirá adiós el próximo mes de junio uno de los goleadores más reconocibles de los últimos tiempos. Caracterizado por esa eterna juventud que parecía acompañarle en cada nuevo equipo que le veía debutar, siempre será recordado por su primera etapa en la Premier League. Sus siete temporadas en el Liverpool le convirtieron en el 'niño' más codiciado del fútbol europeo. 158 goles en 297 partidos atestiguaron al jugador que pasaría a ser apodado como 'Golden Boy'.

Con sólo 21 años, Owen se erigió como uno de los líderes -Fowler, McAllister, Gerrard, Hamman, Heskey...- de un equipo que acabaría levantando cinco trofeos en 2001: FA Cup, Community Shield, Carling Cup, Copa de la UEFA -frente al Alavés- y Supercopa de Europa. La recompensa le llegó en forma de uno de los Balones de Oro más discutidos que se recuerdan, aquel que dejó a Raúl en segunda posición y a un heróico Oliver Kahn en el tercer cajón del podio. Un premio que devolvió a Inglaterra a lo más alto después de que Kevin Keegan se hiciese con el preciado galardón en 1979, precisamente el año en el que nació Owen.

Quizá su salida de Anfield significó el final de su mejor versión como goleador. Pero lo cierto es que fue entonces, en el año 2004, cuando la imagen de Michael Owen fue cada vez más acompañada del mero negocio. Contratos millonarios y de menor duración que comenzaron a tomar forma en el Santiago Bernabéu. Su paso por el Real Madrid fue de lo más infructuoso en lo deportivo -se le acusó de estar fuera de forma prácticamente durante toda su estancia-, pero no pudo resultar más rentable en lo económico: llegó por 12 millones y en apenas un año salió por 28.

Después de una etapa de 4 temporadas en el Newcastle y otro trienio a las órdenes de Sir Alex Ferguson en el Manchester United, Owen decidió fichar por el Stoke City, donde hoy anuncia que terminará su carrera como profesional. Uno de los futbolistas más ricos del planeta, dejará las canchas considerado como uno de los más claros sinónimos de la palabra 'gol'.

Artículos relacionados