thumbnail Hola,

San Siro ya no será un patatal para el Barça

Las condiciones del terreno de juego en San Siro no serán motivo de queja para este encuentro de ida en los octavos de final de la Liga de Campeones

La temporada pasada por momentos se dejó de hablar de fútbol para criticar el estado del césped de San Siro. La estructura arquitéctónica del estadio siempre ha dificultado el buen mantenimiento de la hierba, pero más allá de esas dificultades, el Milan lo utilizó también como una estrategia para frenar el rápido juego de los azulgranas. El resultado era un empate sin goles y una queja formal ante la UEFA.

Dani Alves definió al campo como un 'patatal' y es que la estrategia utilizada por el equipo rossonero también los dejaba mal. Uno de los mejores equipos del mundo y el terreno de juego no parecía digno, por eso los italianos decidieron cambiar el césped. El terreno de juego del estadio de San Siro cuenta ahora con una inyección de hierba sintética cada dos centímetros, lo que equivale a que el 30% está formado por fibras artificiales y el resto es hierba natural.

Aquella vez el Barça solicitó en la comida de directivas que se asentara más el césped a la base y tamién que se regara un poco para facilitar la circulación de la pelota. Ambas cosas no fueron hechas y este miércoles la única estrategia posible para dificultar el juego será la falta de agua, si así lo desea una vez más Allegri. Al principio se quería pensar que los blaugranas estaban descontentos con el empate, pero finalmente el conjunto italiano aceptó el mal estado del césped.

Pocas oportunidades tienen los rossoneri esta vez para frenar el balón y también para frenar a Messi, como ya recomendó Silvio Berlusconi. Las artimañas de los italianos no funcionaron aquella vez y a pesar de que terminar con empate, fueron eliminados por el Barça en el Camp Nou. En esta temporada marcar a Messi no es suficiente, porque en el equipo blaugrana hay muchos más jugadores que pueden marcar, como Cesc Fàbregas y Andrés Iniesta, quienes mañana serán titulares.

El 'patatal' se convertirá en un seguro terreno de combate, sin guerra sucia y sin tierra pero sí tal vez con un Bojan Krkic quien podría ser titular y enfrentarse a su ex equipo si es que se confirmara la baja de Al Shaarawy. Carles Puyol será el mismo espartando de siempre en estos encuentros ante los rojinegros pero será Xavi Hernández el comandante de la batalla, él marcará el ritmo del partido y Andrés Iniesta protagonizará una de sus ya conocidas orquestas.

Artículos relacionados