thumbnail Hola,

El delantero es uno de los jugadores más en forma del Atlético de Madrid, pero ha sufrido un calvario entre lesiones y cesiones para llegar ahi. Ahora le toca disfrutar

La gran temporada que está realizando el Atlético de Madrid no es culpa de un solo hombre, sino de muchos. Falcao es la estrella de un club plagado de grandes futbolistas entre los que se encuentra Diego Costa. El brasileño está cuajando su mejor temporada desde que llegó a España y eso quedó en evidencia en el último partido contra el Betis, en donde Pepe Mel, el entrenador rival, elogió su juego.

"Estoy muy bien, físicamente a tope, y las cosas me salen. La clave es la confianza. Le agradezco a Mel sus palabras. Sé que él es uno de los entrenadores que me ha querido y para mí sería un placer jugar a sus órdenes porque es un gran técnico. Pero estoy en el Atlético y muy feliz", aseguró el delantero.

Pero no todo ha sido un camino fácil. Cuatro cesiones, una lesión grave… "En la vida se aprende de los errores. Sería un tonto si no hubiera aprendido de los que he cometido. No sólo como futbolista, sino también como persona. Para mí no ha sido fácil, he pasado por mucho. Cesiones, operaciones, rehabilitación, suplencia La vida es un aprendizaje constante”, recordó.

"De Lagarto, mi ciudad, me fui a vivir a Sao Paulo. Allí coincidí con mi tío que, como mi familia, es un loco del fútbol. Tenía relación con un representante que quería hacer un equipo e hice una prueba. Me aceptaron y jugué el Paulista 2 con el Barcelona Sportivo. Me vio un agente que trabajaba con Mendes y me reclutó para Europa. En Portugal lo tuve que aprender todo. La técnica, la táctica, los entrenamientos Todo con una cultura distinta. Tenía que, a toda prisa, aprender todo lo que me faltaba por no tener base", dijo el brasileño al recordar lo joven que llegó a Europa y sin base en un equipo grande.

Pero esta temporada le llegó el turno de quedarse en el Atlético a las órdenes de Simeone. "(Él) Fue muy claro. Me dijo que no tenía amistad con nadie, que jugaría el que estuviera mejor. ‘El que pelee y lo dé todo, jugará’, eso me dijo y me dio más confianza aún en la decisión de quedarme", afirmó en una entrevista en AS.

Y ha devuelto esa confianza con siete goles y diez asistencias. "Sí, he solido darlas en los equipos en los que he jugado porque es mi estilo. Caigo a bandas, tengo movilidad, atraigo a la defensa...".

Los próximos retos del jugador y del equipo todavía están por ver. "Pensar partido a partido es lo que nos ha llevado lejos. Simeone nos ha inculcado esa filosofía. El Cholo te saca todo lo que tienes, por eso es un ganador. No deja a nadie que se relaje", finalizó el jugador.

Artículos relacionados