thumbnail Hola,

Con Carles Puyol y Gerard Piqué, los azulgranas deberán encajar menos goles y convertirse en un equipo casi perfecto digno del título de Liga

El Barça recuperó finalmente a Carles Puyol, el último de los titulares que faltaban en la escuadra azulgrana y sobre todo en el eje de la defensa para completar la tercera línea que tanto ha sufrido en lo que va de temporada.

Los culés han firmado el mejor arranque Liguero en cuanto a victorias se refiere, pero también el peor arranque en los últimos diez años en cuanto a goles encajados.  Con un promedio de 1.25 goles por encuentro (15 tantos en 12 jornadas), Víctor Valdés está muy lejos de conseguir otro trofeo Zamora, dejando ver que sus méritos no eran propios y las sensibles bajas defensivas han jugado un papel importante en ello.

Dani Alves, Gerard Piqué, Carles Puyol y Adriano han sido las víctimas de las lesiones que siguen sin perdonar al equipo, a ellos se suma la última de Marc Bartra, que aunque no es titular, deja pendiendo de un hilo al eje de la zaga que ahora sólo puede confiar en Piqué y Puyol. Ambos centrales estuvieron de baja largas semanas, pero para alivio de Tito Vilanova, los tiene de vuelta.

Piqué comienza a recuperar la forma, lo demostró así ante el Zaragoza, aunque tampoco se puede decir que ya alcanzó su mejor nivel y es claro que no está ni cerca de alcanzarlo, se encuentra en pretemporada y sólo los contínuos minutos de juego lo harán recuperarse. Carles Puyol es punto y aparte, por él no pasan las semanas fuera de los terrenos de juego pero aún así, tendrá que retomar su mejor nivel, seguramente en poco tiempo.

Dani Alves se encuentra también lejos de su más alta forma, compitiendo con Martín Montoya en la titularidad, el brasileño está consciente del trabajo constante que debe hacer para volver a deslumbrar como lo hacía antes, por ahora sólo se ven destellos del mejor lateral derecho del mundo.

Pero la reunión de los defesas titulares en el equipo obliga al Barça a empezar a demostrar su mejor forma. Si el equipo sigue encajando goles, las críticas serán cada vez más duras y constantes, pero en caso contrario se podría empezar a hablar de un equipo casi perfecto. Para Tito Vilanova aún es pronto para que se vea al mejor Barcelona, aunque lo más normal es que antes de que termine el 2012, si las lesiones respetan a la zaga, se empiece a ver al equipo que busca recuperar el título de Liga.

A pesar de que Tito ha firmado el mejor arranque de Liga de la historia del Barça, está dejando dudas sobre su desempeño defensivo. Alex Song se queda corto en lo que se requiere de un central y una nueva lesión de Puyol y Piqué, no garantiza que los culés no vuelvan a sufrir. Es claro que el Talón de Aquiles esta temporada es la defensa, Puyol, el que todo lo cura, jugará un papel importante en el saneamiento del equipo para volver a ser aquel que todo lo ganaba.

Artículos relacionados