thumbnail Hola,

El equipo blanco coge carrerilla con su tercera victoria consecutiva ante un Deportivo muy sumiso. Di María, las rotaciones y el acierto goleador congregan los focos del partido

El Real Madrid se llevó la victoria ante el Deportivo en un partido muy plácido donde los blanquiazules casi no ofrecieron resistencia al rodillo merengue. El equipo de Mourinho poco a poco va cogiendo velocidad, sustentado en la mejor forma y actitud de muchos de sus jugadores, lo que invita al optimismo del madridismo de cara al Clásico del próximo fin de semana. Máxime con un Ronaldo en racha goleadora y un Luka Modric que tiene enamorado al público del Bernabéu. Ellos dos protagonizaron algunas de las claves y reflexiones que dejó la manita ante el Deportivo:



1. Cristiano afila sus uñas para el Clásico


Es cierto que la defensa del Deportivo puso todo de su parte para salir goleados del Santiago Bernabéu, pero no es menos cierto que Cristiano Ronaldo por fin cuajó su partido más completo. Marcó tres goles, dos de ellos de penalti, pero más allá de los tantos, el luso dejó sensaciones muy positivas, sensaciones de que vuelve a mostrar su versión más temible. Tiró desmarques, porras, taconazos (uno de ellos a Marcelo espectacular), y se le vio hambriento, con muchas ganas, y también con mucho acierto. La mejor noticia de cara a la visita al Ajax y al Barcelona. 


2. Modric justifica el esfuerzo en su fichaje


 El croata fue de la partida, y José Mourinho le hizo jugar de mediocentro y no de mediapunta. Una posición donde no se desenvolvió nada mal, todo lo contrario. Aportó más verticalidad al equipo que Xabi Alonso en un partido sin mucha exigencia. Pero más allá de la aportación al dibujo y la táctica merengue, Modric volvió a dejar destellos de lo gran futbolista que es. La asistencia para Di María en el segundo gol es magistral, pero fueron decenas de detalles los que aportó. Es un jugador de clase, de los que gustan en el Santiago Bernabéu, y este inicio de temporada invita a pensar que el croata puede hacer cosas muy grandes en el Real Madrid.


3. El Real Madrid afina la puntería: 10 goles en 3 partidos


 Hace no mucho que José Mourinho disparó con fuego de artillería hacia su plantilla: “No tengo equipo ahora mismo”. Sin embargo, son ya tres victorias consecutivas las que suma el equipo blanco, ante Manchester City, Rayo Vallecano, y ahora, también Deportivo, sin contar el simulacro de partido ante el Millonarios. Y aunque en alguno de esos tres partidos oficiales demostró alguna laguna en su juego, no se le puede reprochar falta de actitud en ningún caso, y ante el Deportivo tuvo algunas fases bastante lúcidas de fútbol. Parece que el Real Madrid está saliendo de la UVI justo para el Clásico del próximo fin de semana, y los 10 goles en los últimos tres partidos son un buen síntoma de ello.


4. Hay un fondo de armario que es necesario explorar


 José Mourinho tiró de rotaciones ante el Deportivo, dando entrada a Sergio Ramos en el lateral con Varane de central en lugar de Arbeloa, y a Luka Modric de mediocentro en lugar de Xabi Alonso. Dos jugadores titularísimos en el banquillo, mientras que sus puestos eran ocupados por dos jugadores que no son habituales ahí. Y sin embargo, el Real Madrid en conjunto solventó con éxito esta revolución. El club blanco presume de una gran plantilla, sin embargo José Mourinho no terminó de explorarla al completo la temporada pasada. Con el inicio de campaña tan duro que le ha tocado en suerte, es obligatorio para el de Setúbal que haga rotaciones, para repartir el cansancio, pero también las responsabilidades. Con el paso del tiempo se verán los frutos.


5. Di María entonado es uno de los mejores del mundo


 Después de estar mucho tiempo lesionado la pasada temporada, el Fideo comenzó la pretemporada con el Real Madrid dejando magníficas sensaciones. Sin embargo, con el inicio de las competiciones oficiales, el albiceleste se vino abajo. Sobre el campo se le notaba impreciso, ansioso, descentrado. Cuajó dos partidos nefastos ante Getafe y Sevilla, y fue incluso sustituido al descanso en el Sánchez Pizjuán. Sin embargo, desde entonces se ha ido entonando, pasando a ser uno de los más destacados en la victoria ante el Deportivo haciéndole sufrir muchísimo a Manuel Pablo en la banda siniestra. En forma, el Fideo es un arma que el Real Madrid debe aprovechar, pues es uno de los mejores del mundo en su puesto. Con lo que ahora el club blanco debe evitar que caiga en el despropósito de nuevo.

Artículos relacionados