thumbnail Hola,

Con un sistema de 4-3-3 el Barça ha obtenido los resultados pero los equipos ya le conocen y aunque hoy es líder de la Liga, los resultados se le han complicado

 Pilar Suárez
 Análisis | Barcelona
Síguele en

El Barça tiene un estilo definido de juego, con un sistema basado en el 4-3-3 los culés han obtenido una gran cantidad de trofeos y victorias. El estilo de juego blaugrana ya es un referente que a la gente gusta, pero que también como es normal, los rivales han estudiado y han desarrollado estrategias para complicar al sistema catalán.

Tito Vilanova, técnico del Barcelona, se ha mostrado reacio a cambiar el sistema de juego porque ha dicho que a la gente le gusta así. Sin embargo, Tito sabe que en algunos momentos deberá cambiar a un 3-4-3 y ha admitido que a lo largo de la temporada se verá esta tàctica, aunque será al parecer, sólo en situaciones de emergencia.

Pep Guardiola resucitó la temporada pasada el 3-4-3 en rombo tras la llegada de Cesc Fàbregas, pero el sistema no se convirtió en el habitual y fue el sistema clásico el que siguió imperando. Para Tito es lo mismo, el 4-3-3 es la base y a partir de ahí se deriva a un rombo como ya lo hizo ante el Spartak de Moscú, como sistema de emergencia y gracias al cual logró la remontada.

Tito no duda en arriesgar, es valiente y estol e ha funcionado. Se ha visto en aprietos pero ha sacado los partidos adelante cambiando la tàctica. El 4-2-3-1 tampoco está descartado para el de Bellcaire que ya se decantó a utilizar este sistema cuando el Osasuna ganaba el encuentro y el partido se encontraba atascado y la remontada culé también llegó. El Dream Team maravilló con un 3-4-3 y Pep perfeccionó la técnica para jugar con la defensa de cuatro con grandes resultados.

Pero los rivales ya conocen el sistema de juego del Barça y Tito desde la temporada pasada ya estaba consciente de ello. ¿Por qué Tito no quiere cambiar el sistema? Tal vez el entrenador no quiere caer en una monotonía en la que los rivales se acostumbren a un sistema que terminen por adivinar. Para los que se han enfrentado al Barça hasta el momento, ha sido una sorpresa ver el cambio táctico durante el partido y tan es así, que tras ir ganando, han terminado cediendo el partido a los culés.


Es verdad que un cambio puede dar entrada a más jugadores que hoy no encuentran su lugar definido, caso específico el de Cesc Fàbregas. El centrocampista no es que haya bajado su rendimiento, es que el sistema del Barça no es el adecuado para su titularidad. El ex jugador del Arsenal ha dicho que puede adaptarse a un 4-2-3-1 como centrocampista avanzado, como falso nueve en un 3-4-3 y como interior en un 4-3-3.

La temporada avanzará y lo más seguro es que Tito continúe defendiendo su técnica, pero no será sorpresa que veamos en muchos partidos cambios tácticos para cubrir las diferentes emergencias que surgirán, plantilla tiene para hacerlo.

Artículos relacionados