thumbnail Hola,

El técnico del Real Madrid admitió que una de las razones por las que dirige al equipo merengue es por querer competir con el Barcelona

 Pilar Suárez
 Editorial | Barcelona
Síguele en

Soprendentes fueron ayer las declaraciones de José Mourinho, técnico del Real Madrid, cuando amitió en una entrevista concedida al periódico As, que en gran parte su decisión de aceptar entrenar a los merengues fue para competir contra el Barcelona.

El mismo técnico admitió que es gracias al Barcelona y su 'listón tan alto' que el Real Madrid ha llegado a donde ha llegado. Ahora entendemos a Mourinho...

Su enojo y constantes ataques tenían una razón, quería batir al equipo que admira dentro y fuera de la cancha. Cuando no lo conseguía lanzaba un dardo o un dedo y siempre intentó hacer menos las victorias de los blaugranas.

Ahora se entiende también por qué desde que Pep Guardiola no está en el banquillo del Camp Nou, es que José Mourinho tiene un tono de voz más apacible y no ha lanzado ataques al ex equipo de sus amores. Ser rival de aquel joven que fue tu pupilo y que ocupaba el lugar que tú tanto querías (el banquillo) seguro no era un trago fácil de pasar.

Tras cargar con el asistente de Pep y ahora, después de reconocer que fue un error agredirlo, ha creado en Mou un sentido de arrepentimiento -muy a su manera- pero se les ha podido ver juntos en la reunión de técnicos de la UEFA y algunos dicen que hasta se ha tomado un café con Tito Vilanova.

Los momentos de ira del entrenador portugués parecen haberse retirado el mismo día en que Pep dijo que se retiraba del Barcelona. Tito Vilanova se ha querido centrar en hablar de fútbol y sólo de eso y posiblemente Mourinho ahora quiera seguir la misma línea. Aunque sabemos que siempre querrá ser el protagonista de algo, es posible que el luso haya entendido que el fútbol puede hablar más que mil palabras y reclamos.

Artículos relacionados