thumbnail Hola,

El aficionado se encontraba en Fortaleza y pidió matrimonio justo cuando su selección sufrió el gol de Sneijder

Anécdota cuanto menos curiosa la que se vivió en el estadio de Fortaleza cuando se dipustaba el partido de octavos de final que enfrentaba a México y Holanda, partido que se acabarían llevando los tulipanes por 1-2.

Se adelantaron los mexicanos, que estuvieron un tiempo por delante del marcador y, con el partido de cara, un aficionado decidió aprovechar la felicidad de la 'Tri' para pedirle matrimonio a su novia en el propio estadio.

La mala suerte para ambos ocurrió cuando, justo en el momento de la pedida, Sneijder batía a Ochoa y ponía las tablas en el marcador, en el inicio de la debacle mexicana.

 

Relacionados