thumbnail Hola,

Es momento de pedir perdón por los errores cometidos. ¿Cuáles han sido los tuyos? ¡Ven aquí y cuéntanoslo!

Época de Semana Santa. Pecados y penitencias para todos. Mucha gente se confiesa con el fin de obtener el perdón de Dios. ¿Y vosotros? Para tener una visión más contrastada, que mejor que saber la opinión de nuestros tres eruditos. @PuntoPalote, @Llourinho y @EaudePep nos dan su punto de vista.

Semana Santa es tiempo de purga y arrepentimiento. ¿De qué pecado cometido os gustaría obtener perdón?

@PuntoPalote: La gente espera que nos arrepintamos de todos los fichajes anunciados y que no han cuajado pero no lo vamos a hacer porque todavía mantenemos la fe en ellos, como por ejemplo que Pochettino va a sustituir a Mourinho en el banquillo merengue, tiempo al tiempo. Obviamente tampoco nos arrepentimos de comparar a Leo Messi con dictadores europeos, aunque nos disculpamos ante cualquier dictador al que le haya sentado mal la comparación. Y por último, si tener nueve Champions es un pecado, entonces nos declaramos culpables.

@Llourinho: Hola moudridistas y madridistas disfrazados. No tengo que pedir ningún perdón este año, soy perfecto. Solo perdón por abusar de gente como la pobre gente del Barça. Si, he abusado de ellos ganándoles demasiado. He sido malo, muy malo. Debería haber confiado en el Castilla y haberles puesto a jugar a ellos contra el Barça. También he abusado en Liga, ganando la mejor liga del universo y jamás habida y por haber. No tengo que pedir por haber robado porque estaba muy lejos de las jugadas y no he visto nada.

@EaudePep: Con los pecados del senyor Yosé ya abarcamos toda la semana santa pero si queda tiempo, me gustaría que me perdonasen alguna travesura. Por ejemplo, cuando puse los aspersors ante el Inter, estoy acostumbrado a que me alarguen el partido hasta que remonte y solo quería mojar un poquito el céspet en lo que anyadiesen de descuento. También quiero obtener perdón si alguna vez he hablado de los árbitros sin darme cuenta, yo nunca hablo de ellos y quizá alguna vez se me escapó pero sin querer. Otra falta que necesito que me perdonen: si alguna vez no dije que un equipo es muy, muy, muy bueno y se sintieron ofendidos no lo hice con maldat, espero que me perdonen. Un último pecado muy, muy importante del que me arrepiento es si alguna vez me olvidé de que los cinco millones de parados son más importantes que el partido del próximo fin de semana.
 

Artículos relacionados