Athletic – Real Madrid: Un nuevo histórico duelo

El equipo blanco debuta en el Nuevo San Mamés después de una última racha inmaculada en Bilbao. Tercero y cuarto en Liga, en uno de los mejores momentos del curso respectivamente


Ya con la miel en los labios de la próxima semifinal de Copa del Rey, la Liga vuelve a tomar el protagonismo en España. Y paradójicamente lo hace con sensaciones similares en Real Madrid y Athletic, pese al resultado desigual en el torneo del KO. Los rojiblancos fueron eliminados por el Atlético, perdiendo la condición de invicto en su propio feudo incluso, pero la imagen y la batalla brindada son de esas que reconfortan hasta el punto de fortalecer. Al Real Madrid no le hizo falta siquiera la espada y el escudo para entrar en semifinales, pero eso no empaña en absoluto lo que terminó siendo un mes de enero impoluto. El mejor de toda su historia. Y ya es decir.

En ese estado de optimismo llegan los dos equipos al partido de Liga de este domingo. Lo que augura un grandísimo duelo. Aunque seguramente lo hubiera sido independientemente de la forma en la que llegaran ambos contendientes. Es lo que tiene cuando se trata de un enfrentamiento histórico como éste, entre dos de los clubes más grandes del fútbol español, y en un escenario como San Mamés. O más concretamente, el Nuevo San Mamés. Será el debut del Real Madrid en un campo donde sólo ganó un visitante. Los inicios de un nuevo histórico duelo, valga la paradoja.

Al contrario que en las jornadas precedentes, esta vez será el Real Madrid el que juegue habiendo conocido los resultados de Atlético y Barcelona. Mal momento, teniendo enfrente al cuarto clasificado (con casi los mismos puntos ya que consiguió la temporada pasada en toda la Liga). Las últimas semanas se había desenvuelto muy bien el equipo de Ancelotti con la presión a favor, habrá que ver cómo responde ahora con ella sobre los hombros.

Para ello, es probable que el técnico de Reggiolo pueda contar por fin con Rapael Varane. Ya lo dijo hace una semana, y el francés se ha entrenado con normalidad, con lo que no sería de extrañar que tuviera sus minutos. Podría encontrarse entonces con Aduriz, ya recuperado. Más madera para un choque con chispa suficiente ya de por sí. Un partido como para no perderse. Un partido de los de antes, de los de ahora, y también de los de mañana. Un partido de los que siempre apetecen.