thumbnail Hola,

El futbolista dice no estar preocupado por la renovación y no tener prisa por firmar, tras cerrarse las puertas de Nacional, el equipo de su vida

El guardameta del Levante, Munúa, tiene la oferta de renovación encima de la mesa, y el interés de Nacional baja una vez ha empezado la Copa Libertadores. Él afirma estar tranquilo, y tan solo piensa en el próximo rival: "Debo seguir de la misma manera, con la misma serenidad", dice el jugador en una entrevista para Superdeporte.

"Soy jugador del Levante, mi ilusión es conseguir esa estabilidad que supondría estar cuatro temporadas seguidas en Primera", sigue Munúa, que mira más allá de la permanencia, hacia Europa. "No podemos pensar solamente en la salvación, más allá de que sea el objetivo principal", contesta cuando se le preguntan sus objetivos esta temporada.

"Me encuentro en un momento de tranquilidad, sabiendo que ahora lo más importante es lo deportivo", admite el jugador, quien está considerando todos los factores antes de decidir si renueva o no. "Estoy centrado en hacer el mayor número de puntos posibles con el Levante, que es el aliciente que me motiva a seguir creciendo día a día". Dice no marcarse plazos debido a su buen entendimiento con los responsables del club.

Se le cerraron las puertas de Nacional cuando el presidente "dijo que ni con dinero podía salir". Él veía con buenos ojos una salida a "el club de toda mi vida", un equipo que además juega un torneo internacional. No ve imposible una vuelta a Nacional: "Más allá que vuelva o no a Uruguay, mi relación con Nacional no va a cambiar", dice cuando habla de la "entidad especial" que es para él.

No teme al banquillo ahora que se ha frustrado su salida del club, sabe que el entrenador le conoce, y "siempre le he respetado y siempre le respetaré". Deja claro que "el míster tiene la autoridad de elegir, a quien le parezca que está bien", y no pierde tiempo para ensalzar la figura de Juan Ignacio Martínez.

Artículos relacionados