thumbnail Hola,

El presidente de honor del Real Madrid recibió una emotiva ovación cuando la reina acudió a saludarle. El seleccionador español y el delantero lusitano, entre los premiados

Vicente Del Bosque, Cristiano Ronaldo y Alfredo Di Stefano fueron los grandes protagonistas futbolísitcos de la ceremonia de entrega de los Premios Nacionales, en los que la Familia Real reconoció en el palacio de El Pardo a los mejores deportistas de 2011 y las iniciativas más destacadas para promover la actividad deportiva, tal y como informa el diario AS.

Ausente el Rey Don Juan Carlos, por su reciente operación de cadera, el acto fue presidido por la reina, los príncipes de Asturias y la infanta Elena. Don Felipe hizo entrega de la mayor parte de las distinciones, aunque Doña Sofía fue quién concedió los galardones a Ronaldo y Di Stéfano.

Uno de los momentos más emotivos de la ceremonia fue cuando la reina saludó y dio dos besos, en mitad de una gran ovación, al presidente de honor del Real Madrid. Di Stéfano, quien acudió en silla de ruedas, estuvo acompañado por el presidente madridista Florentino Pérez, el director de Relaciones Institucionales Emilio Butragueño y una de sus hijas.

Otro momento grande lo protagonizó Vicente del Bosque, que recibió un atronador aplauso cuando recogió de manos del príncipe el premio por su labor para difundir el deporte entre discapacitados. El técnico, responsable de la selección que consiguió en Sudáfrica 2010 el primer mundial par España y el pasado julio la segunda Eurocopa consecutiva en Ucrania, recibió el premio Olimpia.

El delantero portugués del Real Madrid Cristiano Ronaldo fue distinguido como mejor deportista iberoamericano de 2011, año en el que se hizo con su segunda Bota de Oro como máximo goleador de Europa.

El astro portugués fue el más reclamado por los invitados para fotografiarse con ellos y departió animadamente con la princesa Letizia, el ministro de Educación, Cultura y Deportes Jose Ignacio Wert y el presidente del Consejo Superior de Deportes Miguel Cardenal. Después, cuando recogió el premio de manos de la reina, Cristiano abandonó el acto según bajó del escenario.

Relacionados