thumbnail Hola,

El luso lleva tres partidos seguidos sin marcar gol, con un solo tanto en los últimos seis partidos además. Ha marcado siete goles en los derbis, todos en los cinco últimos además

El Real Madrid recibe este sábado al Atlético en un derbi con un color especial, nada parecido a lo que se ha vivido en los últimos trece años en los que los madridistas han sido dominadores absolutos del duelo regional, con ni una sola derrota en este tiempo. Esta vez llegan los rojiblancos por encima, nada menos que ocho puntos en la tabla, y derrochando muchas mejores sensaciones sobre el campo que los merengues, sumergidos en un maremágnum de confusión, en el verde y fuera de él.

Y valga la situación de Cristiano Ronaldo como reflejo de ese bache que atraviesa el Real Madrid. El luso, finalista en la carrera por el Balón de Oro, comenzó el curso con unos registros goleadores que hubieran servido para batir el récord anotador de Leo Messi en Liga, marcando en escenarios como el Camp Nou, el Westfalenstadion, y dando victorias clave a su equipo como ante el Manchester City en Champions. Sin embargo, en los últimos partidos no termina de ver puerta.

Concretamente en los últimos tres, ante Betis, Manchester City y Athletic. Algo que no le sucedía al ‘7’ merengue desde octubre de 2011, hace trece meses, nada más y nada menos. Y es aún más profunda la brecha, pues en los últimos seis partidos que lleva jugados, sólo ha marcado un gol, ante el Levante. Ni ante Zaragoza ni ante Borussia Dortmund pudo saborear las mieles del gol, en lo que es una de sus peores rachas desde que aterrizó en Concha Espina.

Afortunadamente para el Real Madrid, de cara al derbi de este sábado, Cristiano Ronaldo no es precisamente uno de los jugadores que se borra en las grandes ocasiones. Y el partido ante el Atlético lo es, con ese duelo particular con Falcao como uno de los grandes alicientes además. Asimismo, el equipo colchonero es uno de esos rivales que se le suele dar bien al crack luso. Así lo dicen los números.

Y es que el Atlético está entre las diez víctimas preferidas de Cristiano en toda su carrera, habiéndole marcado siete goles en siete partidos (al Barcelona y Málaga ha llegado a marcarle diez tatos a cada uno). Aunque en este caso particular, se da la circunstancia de que todos los goles han llegado en los últimos cinco derbis disputados: los dos últimos en Liga la pasada temporada, con dos y tres goles, y los dos de Copa del Rey de hace dos campañas, con un gol en cada partido. Cuatro encuentros que sí son un mejor reflejo del nivel real que viene exhibiendo Cristiano Ronaldo desde que llegara a la capital española, que es el nivel que espera ver el Santiago Bernabéu este sábado en un partido a vida o muerte contra el Atlético.

Artículos relacionados