thumbnail Hola,

El futbolista del Athletic Club de Bilbao confiesa que le ha afectado mucho la muerte de su padre

Mikel San José, zaguero del Athletic Club de Bilbao, ha concedido una entrevista al diario AS, en la que, entre otras cosas, ha repasado individualmente su trayectoria durante la temporada, en la que cree que le falta confianza.

"Mis dos primeros años fueron bastante buenos, pero ya al final del segundo tuve una lesión de espalda. Me marcaron dos partidos, ante Valencia en casa y el del Calderón. Tras aquellos errores, conté menos y se mermó la confianza. Este año, las cosas no han empezado bien para nadie. En el fútbol, pasas de ser Dios a un paquete en nada. El míster me transmite toda su confianza cada día, no deja que nadie pierda la fe", explicó.

Además, el central añadió que el fallecimiento de su padre durante la pasada temporada le afectó mucho, aunque no lo quiere poner como excusa. "No es una excusa, pero me afectó. Fue muy duro. Por la acumulación de partidos, apenas le vi en sus últimos días", confesó.

En el plano colectivo, el navarro asegura que el equipo no juega muy diferente a la temporada pasada: "Analizamos mucho los partidos y no jugamos muy diferente al año pasado. Los rivales nos conocen mucho más, esperan al contragolpe y como aportamos muchos jugadores en ataque... Hay que mantener la pelota y, cuando se pierda, no sufrir tanto. Vamos a más".

San José es optimista de cara al partido del próximo jueves frente al Olympique de Lyon, correspondiente a la fase de grupos de la UEFA Europa League. "Jugamos bien en Valencia y Lyon y perdimos, contra el Getafe fue peor partido y también caímos... Nos faltaba sumar puntos y en Granada se logró. Ante el Lyon, jugamos una finalísima. La ganaremos", dijo.

Artículos relacionados