thumbnail Hola,

El jugador del Athletic fue el protagonista en la victoria de su equipo frente al Slaven de Koprivnica, donde consiguió un doblete en su primer partido oficial como rojiblanco

 Miguel Churruca 
 Análisis | Athletic
Síguele en 

"La vida es sueño; y los sueños, sueños son". Así terminaba el popular poema de Calderón de la Barca. Ismael López, el nuevo fichaje del Athletic para esta temporada 2012-2013, se aferró con fuerza a esa frase para hacerla suya en la noche de ayer. Un doblete frente al Slaven de Koprivnica en la previa de la UEFA Europa League le convertían en indiscutible protagonista de la victoria de su equipo (3-1) frente al conjunto croata.

El debut soñado llegó para Isma López un 2 de agosto de 2012. Era su primer partido oficial con la camiseta del Athletic, el equipo de su vida, y no pudo celebrarlo de mejor manera. "He trabajado mucho para lograr esto, mi sueño era jugar en San Mamés", comentaba el jugador a las cámaras de ETB (la televisión pública vasca) al finalizar el encuentro. Y a base de trabajo, el joven interior, de 22 años, ya se ha metido a la afición de La Catedral en el bolsillo.

"Tiene cosas que no se aprenden, algo con lo que se nace o no se nace", le elogiaba su entrenador en el Lugo, Quique Setién, cuando fichó por el Athletic y se dudaba de si el salto de Segunda División 'B' a Primera sería demasiado para el joven jugador.

No quiso demorarse Isma en justificar las palabras de su valedor y se mostró participativo, descarado y acertado durante todo el partido. Un encuentro que el Athletic dominó prácticamente sin oposición ante un equipo croata muy inferior, que ya hizo suficiente con marcar en San Mamés. Gaizka Toquero dispuso de una temprana ocasión que no supo enviar a la red y no fue hasta el minuto 15 cuando Isma López, tras aprovechar un rechace del guardameta Rodic a disparo de Susaeta, hacía el 1-0 y desataba el delirio en las gradas, marcando así el primer gol oficial de la temporada para el conjunto rojiblanco. Emocionado, corrió hacia la banda para celebrar su primer tanto con el Athletic, besando el escudo del club de su vida.

Ya en la segunda mitad, y con el 2-1 en el marcador, nuestro protagonista volvió a valerse de un nuevo balón que el palo había escupido tras un lanzamiento de Iñigo Pérez. Era su doblete. El segundo tanto con el que redondeaba su debut oficial en el feudo bilbaino.

Ningún jugador del Athletic marcaba dos goles en su primer partido oficial con la zamarra rojiblanca desde que, en 1952, Félix Marcaida lograra un hat-trick frente al Celta de Vigo en su debut. Isma López rompió ayer una racha que se prolongaba durante 60 años. Porque la vida es sueño... y los sueños, sueños son.

Artículos relacionados