thumbnail Hola,

El Real Madrid pidió un crédito a Bankia para financiar sus fichajes, y la entidad bancaria ha aportado este fondo como aval para solicitar liquidez al BCE. La posibilidad, remota

Bankia es protagonista en estos días en España por el cambio en su presidencia y por los rumores de la necesidad de un rescate por parte del estado español. Una situación que teóricamente toca al fútbol español sólo de refilón, pero que en la práctica puede llegar a ser un drama. Y es que, al igual que cualquier otra empresa, muchos clubes españoles han solicitado créditos a entidades bancarias, y la situación de unos puede llegar a repercutir en los otros. Concretamente en el Real Madrid.

Y es que el club blanco solicitó en 2009 un préstamo de 76 millones de euros a Bankia para poder financiar los fichajes de Cristiano Ronaldo y Kaká. Entonces se creó un Fondo de Titulación de Activos (“Madrid Activos Corporativos V, FTA”) en el que estaba incluido dicho préstamo, y se ha conocido que actualmente ese fondo está en manos no ya de Bankia, sino del Banco Central Europeo nada menos. Lo que ante la fragilidad que parece exhibir la entidad española en las últimas fechas, hace encender las alarmas de alguna manera.

Así al menos lo aseguraba hace unas semanas el diario alemán Süddeutsche Zeitung, información luego ampliada por el mismo Financial Times. Y es que, según estas informaciones, Bankia ha aportado el fondo creado a partir de los derechos de esos futbolistas como aval para solicitar liquidez al BCE. Ante lo que se despierta una duda, ¿esto puede significar que, en caso de una crisis en Bankia, el Banco Central Europeo podría terminar haciéndose con Cristiano Ronaldo o Kaká como moneda de pago?

Pues para tranquilidad del madridismo, y según explica el observatorio económico Sintetia, la teoría dice que no. Para que ello pueda suceder, Bankia tendría que declararse insolvente, y a su vez, el Real Madrid tendría que cometer un impago para que se pudieran ejecutar las garantías sobre ese préstamo solicitado en 2009. Y es más, en caso de que terminasen cumpliéndose ambos extremos, el aval sólo contempla los derechos publicitarios y de imagen de los jugadores Cristiano Ronaldo y Kaká. Así pues la posibilidad real es muy remota, aunque sólo el hecho de que exista dice mucho del estado actual del fútbol mundial.

Artículos relacionados