thumbnail Hola,

Una vez superado el escollo del Bayer Leverkusen en octavos de final, los rojiblancos esperan rival. Lo ideal, evitar a los tres claros favoritos al título

Este viernes se sortean los cuartos de final de la Champions League con un bombo que reúne a lo mejor del continente: los tres grandes favoritos -Real Madrid, Barcelona y Bayern Múnich-, además de Borussia Dortmund, Leicester, Juventus, Mónaco y el propio Atlético de Madrid.

El partido de Griezmann ante el Bayer Leverkusen

Llegados a esta instancia, ¿cuál es el mejor rival para los rojiblancos? Se suele decir que no hay rival pequeño en la Champions League, pero solo quedan los ocho mejores y ahora la frase no es un tópico. Cualquier equipo puede poner en aprietos a cualquiera, y lo hemos visto en esta ronda de octavos de final recién terminada.

El Barcelona eliminó al Paris Saint-Germain después de hacer un milagro en el Camp Nou, el Real Madrid pasó malos momentos contra el Nápoles, el Leicester logró remontar a un Sevilla que es revelación en la Liga y el Manchester City ha sucumbido ante el Mónaco, uno de los 'outsiders'. Todo ello muestra la competitividad que hay en la Champions League.

ATLETICO MADRID BAYER LEVERKUSEN ANTOINE GRIEZMANN KARIM BELLARABI ROBERTO HILBERT CHAMPIONS LEAGUE 15032016

El Leicester parte con la etiqueta de 'cenicienta' y todos tienen claro que es el rival menos fuerte de los ocho cuartofinalistas. No sería bueno que el Atlético se midiera en cuartos de final a los tres máximos favoritos, pero si así pasara, los pupilos de Simeone han demostrado prácticamente en todas las ocasiones que son un rival duro para todo aquel que se ponga en su camino.

Seguramente que los rojiblancos no quieran cruzarse con Real Madrid, Barcelona y Bayern Múnich, pero muy probablemente ellos tampoco quieran que la bola que se les asigne sea la del Atlético, y es que saben de sobra que podrían quedar en la estacada.

Ya le pasó al Barcelona en las dos últimas ocasiones que se midieron en Champions League, también le pasó al Bayern Múnich -a quién el Atlético ha ganado esta misma temporada- y al Real Madrid le forzaron dos prórrogas en sendas finales que acabarían perdiendo los colchoneros.

El Atlético de Madrid no debe tener miedo a ningún equipo sabiendo cuáles son sus condiciones, conocidas por todos, en estos enfrentamientos a doble partido.

Relacionados