thumbnail Hola,

El luso lucía un vendaje en su pierna izquierda. Se le pudo ver falto de movilidad, potencia y velocidad en comparación con sus compañeros

El Real Madrid se entrenó este viernes por la noche en el Stadio Da Luz de Lisboa y, entre los muchos detalles que dejó, el más importante fue la presencia de Pepe sobre el césped junto al resto de los compañeros. El luso llevaba lesionado semanas, y quiso probarse en el campo a un ritmo normal. Un test en toda regla para la gran final de la Champions League. Sin embargo, fue incapaz de terminar la sesión al completo.

El ‘3’ merengue lucía un vendaje en su pierna izquierda, tapado por las medias de la equipación  merengue. Realizó el calentamiento con normalidad junto al resto del plantel, pero durante el partidillo final se pudo ver que Pepe no estaba al 100%, ni por potencia, ni por velocidad, ni por movilidad. De hecho, durante el descanso del partidillo, se pudo ver a Carlo Ancelotti acercarse al central portugués, para preguntarle presumiblemente por su estado de forma. No obstante, el técnico de Reggiolo había apuntado en rueda de prensa que el entrenamiento de este viernes sería clave para saber definitivamente la disponibilidad del jugador.

¡Tuitea con Fernando Morientes y Luis García!
Manda tus preguntas al exdelantero del Real Madrid Fernando Morientes y al ex-atacante del Atlético, Luis García, vía @Heineken usando #sharethesofa este sábado por la noche

Y a juzgar por cómo se entrenó, el luso no parece suficientemente a tono para afrontar un partido de semejante entidad. De hecho, Pepe se retiró de la sesión antes del final. Mientras que todos sus compañeros ensayaban tiros a puerta y centros laterales, el central portugués se retiró al vestuario antes de tiempo. Un síntoma más de que está prácticamente descartado para el encuentro ante el Atlético.

El Real Madrid se entrenó este viernes por la noche en el Stadio Da Luz de Lisboa y, entre los muchos detalles que dejó, el más importante fue la presencia de Pepe sobre el césped junto al resto de los compañeros. El luso llevaba lesionado semanas, y quiso probarse en el campo a un ritmo normal. Un test en toda regla para la gran final de la Champions League. Sin embargo, fue incapaz de terminar la sesión al completo.

El ‘3’ merengue lucía un vendaje en su pierna izquierda, tapado por las medias de la equipación  merengue. Realizó el calentamiento con normalidad junto al resto del plantel, pero durante el partidillo final se pudo ver que Pepe no estaba al 100%, ni por potencia, ni por velocidad, ni por movilidad. De hecho, durante el descanso del partidillo, se pudo ver a Carlo Ancelotti acercarse al central portugués, para preguntarle presumiblemente por su estado de forma. No obstante, el técnico de Reggiolo había apuntado en rueda de prensa que el entrenamiento de este viernes sería clave para saber definitivamente la disponibilidad del jugador.

Y a juzgar por cómo se entrenó, el luso no parece suficientemente a tono para afrontar un partido de semejante entidad. De hecho, Pepe se retiró de la sesión antes del final. Mientras que todos sus compañeros ensayaban tiros a puerta y centros laterales, el central portugués se retiró al vestuario antes de tiempo. Un síntoma más de que está prácticamente descartado para el encuentro ante el Atlético.

 

Artículos relacionados