thumbnail Hola,

El técnico del Arsenal ha manifestado su descontento con aquellos equipos que no cumplen las normas impuestas por la UEFA en cuanto al gasto financiero

Con el Manchester City envuelto en problemas con las FFP (Financial Fair Play), así como otros clubes de la magnitud del PSG, Arsène Wenger ha sido tajante en cuanto al tema para pedir sanciones a estos clubes que incumplen la normativa impuesta por este organismo de la UEFA.

Este órgano de control financiero de clubes se creó en junio de 2012 para supervisar el juego limpio financiero en clubes europeos. Los clubes no podrán gastar más de lo que generen en ingresos, además de estar obligados a cumplir con los compromisos de pago de toda transferencia y empleado del club.

El City se encuentra sumergido en conversaciones con los organismos de la UEFA por el incumplimiento en cuando a gasto en salarios, por lo que podría ser multado con 50 millones de euros y la reducción de su plantilla de 25 a 21 futbolistas en competición europea. Según la prensa inglesa,el club de Manchester tendría hasta el viernes para llegar un acuerdo.

Con todo este tumulto, Wenger se ha postulado de una manera bastante clara: "Tú aceptas las reglas y entras en la competición, si no las aceptas debes estar fuera de esa competición. Hay reglas, si tú no las aceptas, debes ser castigado". El técnico del Arsenal no acostumbra a gastar cantidades astronómicas en fichajes, más bien todo lo contrario (excepción de Özil). Ahí es donde precisamente reside la más que comprensible protesta para que los otros gigantes de Europa cumplan la normativa que permita competir en igualdad de condiciones, además de que el conjunto de Pellegrini vaya a ganar una liga que a los Gunners se le acabó escapando. De momento, no hay nada oficial en cuanto a la sanción que pueda recibir el City, pero desde la prensa inglesa aseguran que será ejemplar.



Artículos relacionados