thumbnail Hola,

La temporada de los tres jugadores está siendo letal en el plano anotador, lo que les permite luchar por el puesto de máximo goleador

La carrera por el gol en Inglaterra está siendo reñida. Las jornadas navideñas han dejado a dos clásicos de la competición como Robin Van Persie y Luis Suárez líderes de la tabla. Los 16 goles del holandés y los 15 del uruguayo colocan a la dupla por delante de sus competidores, entre los que se encuentra un español.

Y ese español es Michu. El jugador ovetense está siendo una de las revelaciones de la Premier junto a su club, el Swansea. Su virtud es el papel como llegador, labor que ya realizó en su última campaña en el Celta y en la exitosa temporada en el Rayo Vallecano. El rol del asturiano es aparecer por sorpresa en una segunda línea de definición donde su larga zancada y buena colocación le está permitiendo auparse en el tercer puesto con 13 dianas.

Michu se está beneficiando de la conexión española que ha tejido Michael Laudrup en el equipo galés, con Rangel y Hernández apareciendo por bandas para servir balones a un jugador que se está desmelenando y aprovechando los espacios que encuentra a la contra. Su futuro anotador anda ligado a la capacidad de sus socios para encontrarle y de la gasolina que quede en País de Gales para los 'cisnes'.

Luis Suárez está pulverizando registros, sus números recuerdan a la etapa holandesa de aquel Ajax de la 2009-10, si bien las defensas de la Eredivisie son más permisivas que en el resto del continente. El charrúa está asumiendo la responsabilidad ofensiva e histórica del Liverpool. A diferencia del Swansea, el Liverpool es uno de los grandes de Inglaterra que cada año desperdicia oportunidades de conseguir títulos y parece que el 'pistolero' quiere que el equipo se agarre a su fe y a su letal disparo para escalar y aspirar a cotas mayores. Los éxitos con la selección nacional, tanto en la Copa del Mundo como en la Copa América, han aumentado la confianza en sí mismo. Una faceta fundamental en el juego de un ariete que se fabrica las ocasiones y que siempre suma.

En la cúspide de los anotadores está un hombre hambriento por el gol. Al contrario que Suárez, los sinsabores de la 'Oranje' parecen haber generado una necesidad, un salto a nuevos retos para el tulipán. El 'cañonero' del Arsenal quería optar a todo tipo de títulos y la alternativa del Manchester United tomaba forma de último tren para un futbolista que está cerca de la treintena.

La nueva posición en el campo, menos escorado y más como delantero lleva proporcionado un buen número de goles en los últimos cursos. Una rápida adaptación de un hombre de banda que no ha decepcionado con sus números en Old Trafford. De hecho, con los guarismos actuales está en su tercera mejor temporada anotadora. Y es que el cambio de aires de Londres al 'Teatro de los Sueños' no hace más que confirmar que al holandés todavía le quedan muchas actuaciones que ofrecer. Tantas como ganas de levantar un título relevante como una Liga o una Champions.

Artículos relacionados