thumbnail Hola,

Comienza la segunda vuelta en la Serie A con los ‘bianconeri’ encabezando la tabla pero todavía con el recuerdo de la última derrota en casa. Lazio y Nápoles siguen al acecho

El inicio del año 2013 nos trajo el final de la primera vuelta en la Serie A. Una vez que todos los veinte equipos de la máxima categoría italiana se han enfrentado entre sí, ha quedado muy evidenciada la superioridad de la Juventus sobre los demás conjuntos, de ahí los cinco puntos de ventaja con los que es capolista sobre la Lazio, insospechado máximo rival hasta el momento de los bianconeri. Esa distancia era de ocho puntos hasta la jornada 19, la pasada, cuando la Juve perdió en casa contra la Sampdoria, segunda derrota en casa de la temporada y primera vez que Conte pierde estando sentado en el banquillo de la Vecchia Signora. El perseguidor biancoceleste ha relevado en ese puesto a Inter y Nápoles, venidos a menos uno por rendimiento y otro por sanciones varias. Ahora todos tienen diecinueve partidos por delante para demostrar si son capaces de dar caza al líder o si, por el contrario, este Scudetto será de nuevo juventino.

Parma – Juventus (domingo, 15:00)

Como ya se ha dicho, la Juve se sabe superior a los demás, pero aun así ha acumulado ya tres derrotas esta temporada, todas en la Serie A. El curso pasado, sin ir más lejos, tan sólo cayó en un encuentro, la final de Coppa Italia contra el Nápoles. Quizás lo más preocupante es que dos de esas derrotas han llegado en el Juventus Stadium, ante Inter y Sampdoria. La primera, posible, la segunda, inesperada. Una vez superado el síndrome posvacacional con la victoria sobre el Milan en Coppa, la Juve tiene que volver a ganar en el campionato para mantener la ventaja ya reducida de cinco puntos con la Lazio. Para este encuentro en el Ennio Tardini de Parma, Antonio Conte seguirá sin poder contar con Chiellini, aún lesionado. El estreno de Peluso en ese puesto no fue del todo afortunado y probablemente esta vez le toque el turno a Martín Cáceres. Arriba, todo apunta a que Quagliarella acompañará a Giovinco, que vuelve por primera vez a Parma después de sus dos grandes temporadas en el club gialloblu. Por su parte, Roberto Donadoni podrá contar con toda su plantilla. 

Lazio – Atalanta (domingo, 15:00)

Pocos esperaban a la Lazio a estas alturas de competición tan arriba en la tabla clasificatoria, pero lo cierto es que el conjunto de Petkovic está haciendo un gran trabajo, habiendo ganado a casi todos los grandes de la Serie A, por ejemplo, además de superar sin demasiados problemas a los rivales más pequeños. Aunque el objetivo biancoceleste no es el título, verse segundos es una motivación para seguir al mismo nivel y tratar, por qué no, de alcanzar a la Juventus. El Atalanta es un adversario molesto que le gusta fastidiar a los mejores, pero Petkovic recupera para la causa a dos pilares, Klose y Mauri, que serán titulares con casi toda probabilidad. Una victoria los asentaría definitivamente en puestos Champions, verdadera aspiración romana para el final de temporada. En Bérgamo las noticias hablan más de la probable marcha de Schelotto al Inter que del partido en sí. Eso sí, Giorgi está listo para debutar, así como Canini, aunque éste partirá desde el banquillo probablemente.

Nápoles - Palermo (domingo, 15:00)

A pesar de la sanción de dos puntos que sufrió hace pocas semanas, el Nápoles vuelve a ser tercero en la classifica y todavía sueña con alcanzar el primer puesto. El club se está reforzando para afrontar con garantías la recta final de la Serie A y de la Europa League con los fichajes de Armero y Calaiò (éste no está confirmado, pero sí muy cercano). Curiosamente, ninguno de ellos es defensa, zona más debilitada tras la marcha de Aronica y Dossena y las sanciones a Cannavaro y Grava. Precisamente los dos primeros vuelven al San Paolo apenas unos días después de salir con dirección Palermo. En principio el central será titular, mientras que el lateral esperará su oportunidad en el banco. Siete puntos separan a la Juventus del Nápoles. Parecen muchos, pero ahora se miran con más optimismo ya que hace una semana eran diez. Como le sucede a la Lazio, el Nápoles quiere entrar en Champions más que ganar el Scudetto, pero el sueño siempre estará ahí hasta que no se demuestre lo contrario.

El resto de la jornada

El partido más atractivo para los espectadores de la jornada probablemente sea el Udinese – Fiorentina del domingo. Ambos llegan en un buen momento, sobre todo los zebrette, que han pasado en pocas jornadas de ver cerca el descenso a estar a pocos puntos de la zona europea, ahí donde está muy asentada la viola. El Inter también está en Europa pero quiere volver a entrar en la lucha por el título y para ello tendrá que ganar al Pescara en el Meazza. Los nerazzurri cierran los puestos de Europa League, detrás tienen a la Roma, que visita Catania, y al Milan, que viaja a Génova para medirse a la Sampdoria. Por la zona baja destacan el duelo directo que enfrentará a Cagliari y Genoa por el descenso. El colista, el Siena, visita al Torino para tratar de ver la luz al final del túnel. Cierra la jornada el Bologna – Chievo.

Artículos relacionados