thumbnail Hola,

España cuenta con una de las mejores generaciones de futbolistas de la historia de nuestra selección. Pero, ¿y si tuvieramos que convocar a nuestros veteranos?

La selección española está viviendo uno de los momentos más dulces de su historia, con la consecución de Eurocopa y Mundial de forma consecutiva, y jugando un fútbol que enamora en todo el mundo. La enorme generación de jugadores de excelentísimo nivel está dejando a jugadores de mucha calidad fuera de las convocatorias con España.

Sin embargo, ¿qué ocurriría si España necesitara de la ayuda de jugadores experimentados que llevaran varias temporadas en la élite? Analizamos a cinco 'viejos rokeros' que en otra época hubieran sido de la partida para esta Eurocopa de Polonia y Ucrania.

RAÚL GONZÁLEZ BLANCO, Schalke 04. 34 años.



Una de las atracciones de la Bundesliga esta temporada. Llegó a Alemania la temporada pasada procedente de un Real Madrid que planteó un relevo generacional en su zona ofensiva. Raúl se adapto rápidamente en Gelsenkirchen y en su segunda temporada ha vuelto a demostrar por qué fue durante tantos años el punta referencia del Real Madrid de los títulos. En sus 98 partidos con la elástica azul, Raúl ha marcado 41 goles, sin duda una cifra que cualquier otro delantero hubiera aprovechado para ir con su selección.

MARCOS SENNA DA SILVA, Villarreal. 35 años.



El combustible del submarino amarillo. El jugador hispano-brasileño ha estado ausente buena parte de la temporada con su club por una lesión de larga duración y que propició, entre otras muchas cosas, el sorprendente descenso a Segunda División. Un jugador con clase, elegancia y con galones, que hubiera dirigido a la Selección desde la línea medular del once español. Sin embargo, los Busquets, Javi Martínez, Xavi o Xabi Alonso han evitado que nuestro timón en Austria y Suiza no esté al mando una vez más.

CARLOS MARCHENA LÓPEZ, Villarreal. 32 años.



Veterano de guerra donde los haya. El central, reconvertido a mediocentro defensivo, ha sido siempre uno de los fijos en las convocatorias internacionales. Con un amplio recorrido con el Valencia, con el que ha disputado competiciones europeas a gran nivel, el de Las Cabezas marchó el verano pasado a Villarreal para poner un punto y final a una carrera llena de éxitos. Su labor de recuperación como central y la labor que desempeña por delante de la zaga bien valdrían un puesto en la Eurocopa 2012.

SERGIO MARTÍNEZ BALLESTEROS, Levante. 36 años.



El muro de la defensa granota. El portentoso central del Levante continúa defendiendo como si tuviera 23 años. Sin alardear de una técnica y una velocidad espectacular, Ballesteros acumula una gran experiencia y una capacidad de colocación que llega a amargar a los delanteros rivales. Con una campaña histórica en el Ciudad de Valencia, Ballesteros podría haber sido el recambio perfecto para el lesionado Carles Puyol, pero su elevada edad le ha quitado de todas las quinielas posibles.

DAVID ALBELDA ALIQUÉS, Valencia. 34 años.



El centrocampista por antonomasia del Valencia Club de Fútbol. Con un total de 16 temporadas al frente del club ché y con 27 partidos esta última temporada a sus 34 años, no hacen más que confirmar el incombustible estado de forma en el que se encuentra  el valenciano. Organización y contención, salida de juego y recuperación vertiginosa, son las cualidades que definen a este trotamundos del fútbol. Sus problemas con el entrenador holandés Koeman y sus disputas judiciales con el Valencia parecían indicar que esa sería la última temporada del internacional. Pero nada más lejos de la realidad, ganó la batalla y esta temporada Emery ha contado con su presencia en más de la mitad de la temporada

Artículos relacionados