thumbnail Hola,
En vivo

Premier League

  • 29 de noviembre de 2014
  • • 13:45
  • • The Hawthorns, West Bromwich
  • Árbitro: C. Foy
  • • Espectadores: 24228
0
F
1

West Brom 0-1 Arsenal: Santi Cazorla marca el ritmo

West Brom 0-1 Arsenal: Santi Cazorla marca el ritmo

Getty Images

El español fue el mejor sobre el terreno de juego y asistió a Welbeck en el gol de la victoria. Triunfo de los de Wenger tras dos derrotas consecutivas en liga

Ni uno, ni dos, ni tres lesionados presentaba el Arsenal en su visita a The Hawthorns. Nada menos que 10 jugadores del primer equipo gunner causaban baja para enfrentarse al West Brom en el partido que abría la jornada en la Premier League. Si ya causó conmoción este hecho la pasada campaña, algo que impidió a los del norte de Londres aguantar en la pelea por el título, en esta parece que vivimos un deja vù que continúa castigando con crueldad al cuadro de Wenger.

Y es que dicen que cuando algo va mal, siempre puede ir peor. Eso debió pensar Wenger cuando Monreal –titular hoy en su posición natural y no como central- pedía el cambio a los 20 minutos de arrancar el encuentro. La cara del técnico francés era un poema, 11 jugadores lesionados en su plantilla, una alineación entera. Con la lesión del español se daban las primeras pinceladas a un encuentro falto de ritmo en su primera mitad, un partido soso en cuando vistosidad y escaso de ocasiones en sus primeros 45 minutos.

Sólo jugó el Arsenal cuando así lo quiso Cazorla. El español fue el principal referente a la hora de armar el juego de los de Wenger. Lesionados Wilshere y Arteta, el centro del campo gunner lo ocupaban Flamini y Ramsey, aunque todo cambiaba a la hora de la creación de fútbol. El español bajaba a recibir a posiciones muy retrasadas en busca de romper la línea de presión que planteaba el equipo de Irvine, y esos fueron los únicos minutos de dominio del Arsenal. Con Ramsey y Cazorla como estiletes, los visitantes crearon sus mayores situaciones de peligro, aunque el efecto se fue diluyendo conforme se acercaba el descanso.

Como no podía ser de otra manera, el elemento diferencial que acabó marcando el devenir del partido no podía proceder otro jugador. Corría el minuto 60 de partido, cuando Santi Cazorla se inventaba una sensacional jugada por banda izquierda que terminaba con un centro magistral, para que Danny Welbeck cabecease el balón a la red tras un espectacular salto. Era el gol deseado por los gunners, la tranquilidad que les permitía quitarse de encima el peso de dos derrotas consecutivas.

Todo se planteaba plácido para el final del partido y así lo fue hasta los últimos diez minutos, cuando el conjunto de Alan Irvine dio un paso hacia adelante y a punto estuvo de empatar, con un cabezazo al larguero de Berahino. Terminó con susto pero terminó con victoria el compromiso de los gunners en The Hawthorns, con lo que rompen así con una racha negativa de dos derrotas consecutivas. Unos tres puntos que valen a los de Wenger para volver a colocarse en puestos de Champions, aunque sólo dure algunas horas.

Relacionados