thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 15 de septiembre de 2012
  • • 18:00
  • • Estadio de Mestalla, Valencia
  • Árbitro: José Luis Paradas Romero
  • • Espectadores: 36000
2
F
1

Valencia 2-1 Celta de Vigo: Los valencianos consiguen su primer triunfo en liga

Feghouli y Cissokho aprovecharon sendos errores defensivos de un Celta que mereció más. El Valencia suma su primera victoria pero sigue ofreciendo dudas

Llegaban los jugadores del Valencia con la lección bien aprendida, no podían dejar escapar más puntos, había que ganar ya. Sin embargo, necesitaron 45 minutos para poner la teoría en práctica y la presión de ganar maniató al equipo durante la primera parte. El Celta puso el juego y las ocasiones, pero su fragilidad defensiva fue un lastre demasiado pesado. La Liga BBVA no entiende de justicia y dos fallos en defensa hicieron que el conjunto de Paco Herrera se fuera con los mismos puntos con los que llegó a Mestalla.

A los 4 minutos Feghouli puso a su equipo por delante, pero fue todo un espejismo con lo que vino a continuación. El fútbol lo ponía el Celta, su centro del campo movía el balón con criterio mientras los chés corrían detrás de la pelota. Y cuando la posesión era valenciana tanto Tino Costa como Parejo se quedaban sin ideas, no sabían o no podían imponer su juego. Resultado, juego lento, balones perdidos, el Celta se sobrepone al gol inicial y consigue empatar el partido.

Al cuarto de hora de partido llegó el empate. Saque de esquina para el cuadro vigués, juegan en corto y centro pasado buscando la espalda de la defensa valencianista. Cissokho no corta, Diego Alves sale mal y Gustavo Cabral caza el balón para poner el empate a 1 en el marcador. Todo con la ayuda de Kronh-Delhi, que por si había alguna duda empujó el balón hacia el fondo de las redes cuando éste superaba la línea de gol.

Lo que quedaba de primera parte siguió la misma tónica, dominio de un Celta que tocaba y llegaba bien por bandas, mientras que el Valencia era un quiero y no puedo. Un equipo plano y sin ideas que a pesar de ello pudo cazar otro gol en un córner aislado. Víctor Ruiz de volea se encontró con un Javi Varas espectacular que salvó a su equipo de un castigo inmerecido, como habría sido irse al descanso por detrás en el marcador. Sin embargo, el Celta dominó pero no supo convertir esa superioridad en goles y a la postre, les costaría el partido.

La pitada que dedicó Mestalla a sus jugadores al final de los primeros 45 minutos pareció activarles de cara a la segunda mitad. El Valencia salió con un punto más de actitud, que no de fútbol, y con ello consiguió hacerse con el control del partido. Más si cabe después de empezar el segundo acto igual que el primero. Así, a los 4 minutos de la reanudación Cissokho, de cabeza, adelantaba de nuevo a su equipo en una falta muy mal defendida por la defensa gallega.

A medida que pasaban los minutos el Celta perdía frescura en su juego pero siguió metido en el partido. Ningún equipo dominaba con claridad y hubo ocasiones para ambos. Soldado perdonó la sentencia en un mano a mano que mandó fuera y el mismo resultado tuvieron dos buenas oportunidades de Iago Aspas, el jugador más peligroso del ataque vigués.

Los cambios terminaron de matar el choque, que se decantaba hacia el lado local. Valdez entraba por Jonás por parte che mientras que el Celta buscaba el gol del empate con la entrada de De Lucas. Ninguno de ellos tuvo mucha incidencia en el desarrollo del juego y a 15 minutos del final Paco Herrera sorprendió quitando del terreno de juego a su mejor hombre. Iago Aspas dejaba el partido en un doble cambio con el que el Celta quemaba sus últimos cartuchos.

Ni Bermejo ni Park inquietaron la meta de Diego Alves y el Valencia tiró de oficio para amarrar su primera victoria en esta liga. Tres puntos sufridos que deben servir para asentar las bases de un equipo que todavía deja muchas dudas y en el que Mauricio Pellegrino tiene mucho trabajo por delante. Por su parte, el Celta sigue adaptándose a la categoría y necesita ganar en madurez para sumar puntos en su objetivo de mantener la categoría, mejorar la concentración defensiva y el acierto de cara a puerta marcarán su futuro.

Artículos relacionados