thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 17 de marzo de 2012
  • • 20:00
  • • Estadio Ramón Sánchez Pizjuán, Sevilla
  • Árbitro: José Luis González González
  • • Espectadores: 40000
0
F
2

Sevilla 0-2 Barcelona: El equipo de Guardiola gana y se pone a siete puntos de Real Madrid

Sevilla 0-2 Barcelona: El equipo de Guardiola gana y se pone a siete puntos de Real Madrid

Getty

Tras conocer a su rival de Champions, el Barça debe volver a la realidad liguera y conseguir tres nuevos puntos para poder continuar en la persecución del Real Madrid.

Por Carlos Romero Dios (Corresponsal FC Barcelona).-

Quinta victoria consecutiva para el equipo de Pep Guardiola que sometía a un Sevilla que en ningún momento dio aviso de poder dar la sorpresa ante este Barça, que con dos goles maravillosos, de falta el de Xavi, y con gran jugada de Messi, dormirán a siete puntos del Real Madrid.

Visita complicada para el FC Barcelona que se presentaba en el Sánchez Pizjuan con el objetivo de irse a la cama a siete puntos del líder. Partido difícil para los culés, tras conocer el próximo rival en Champions, y sobretodo en lo moral, por la nueva operación de su jugador Eric Abidal, que precisa esta vez un trasplante de hígado.

Para la cita hispalense, Pep Guardiola no especuló ni un solo momento y aunque con Alexis ya recuperado, volví a confiar en Pedro Rodríguez junto a Cesc y Messi. La banda de Abidal sería cosa en esta ocasión para Adriano, jugador que sin levantar mucho polvo, nunca defrauda las expectativas de Pep.

El Sevilla por su parte, con Negredo y Navas recuperados, Míchel podía completar una alineación más que aconsejable para sacar algo en claro ante el Barça. No estaría de inicio Javi Varas, el “Héroe del Camp Nou” en el partido de Ida, que salvar a su equipo con sus paradas, hasta el punto de detener un penalti al mismísimo Leo Messi.

Partido agresivo en sus inicios para ambos equipos. El Sevilla presionando alto contra un Barça que también se revolvía de forma contundente en busca de su caractéristico control del balón. De hecho es el Barça el que, tras varias contras atrevidas del Sevilla, tenía la primera gran oportunidad del partido a manos de Adriano, que lanza desde fuera del área pero que se marchaba por encima del travesaño.

Tras esa primera ocasión de gol, volvía a ser el Barça el agraciado en la posibilidad de marcar gol. Cesc habilita a Pedro que se queda solo en el mano a mano contra Palop, y que finalmente gana el portero valenciano. El Sevilla aunque con menos posesión, también la mandaba fuera a manos de Escudé al borde del cuarto de hora.

El caso es que con tanto “viene y va” el gol acaba llegando, por una parte o por otra. Normalmente la parte siempre es de color blaugrana en los últimos tiempos. Tras esas dos oportunidades fallidas bastantes claras por parte de Pedro Rodríguez, una maravillosa falta de Xavi ponía a los culés por delante. Primer tanto de los culés que solo precedía la delicatesen que estaba por llegar.

Leo Messi puede estar más presente o menos. Pero siempre hay que contar con él como no. Superado el minuto 25 el argentino se hacía notar, y cuando Messi se hace presente, el tiempo se para.

Es Iniesta el que se la da en la frontal a Messi. El argentino se la lía a Spahic dentro del área marcándole un túnel de escándalo y supera la salida de Palop cruzándola con una vaselina. Pareciera como si tras tirar a gol, la cámara lenta se pusiera en marcha para que todos pudieran ver la majestuosidad del gol del rosarino.

Extrañamente y en vez de torcerse el rendimiento del Sevilla tras el golazo de Leo Messi, los hispalenses lograban rehacerse con frialdad extrema y era en el último tramo de la primera parte cuando gozaron de sus mejores ocasiones para poder volver a meterse en el partido.

Como no las dos de Kanouté. Una realizando un control de pecho a pase de Medel, dentro del área que por poco sale fuera. La segunda también de parte de Freddie que toca conla puntita también penetrando al área y que obligaba a Valdés a darlo todo para sacar ese balón.

Estuvo cerca el Sevilla de poder ese gol a modo de revulsivo casi al término de la primera parte pero no fue así. Ya en la segunda, el Sevilla comenzaba con la misma intensidad pero sin conseguir fruto casi llegando al minuto 60. De nuevo un juego de idas y venidas, muy trabajado por parte de los de Míchel, pero que no acababan de encontrar el premio.

Mismo guion sin embargo que en el primer periodo, cuando rebasado el minuto 15 d la segunda parte, el Sevilla se desplomaba de nuevo, dejando a un lado la intensidad con la que protagonizaron ese primer cuarto de hora, cediendo así del todo el control de baló a los culés. Un control que no obstante, no les permitía llegar tan fácilmente a portería como en los primeros 45 minutos.

Un partido en que el Barça fue total dominador, pero con un leve temor a que una de esas contras del Sevilla pudiera hacerles daño. No estuvo a gusto el Sevilla, pero tampoco totalmente el Barça.

Una de las más claras por parte delos hispalenses llegaba al borde del 70 cuando un centro cruzadito de Navas, llegaba a Manu del Moral que se estiraba en el segundo palo para rematar. De nuevo el gol del Sevilla se iba fuera por muy poco.

Sería precisamente Manu el que de  nuevo fallaría de forma clamorosa en el 83, no permitiendo ni un intento de remontada para su equipo. Por el contrario el Barça también dio lo suyo, pero un magnífico Palop dio buena cuenta de su posición como portero titular, a pesar de los dos goles encajados.

Al borde del 90, Leo Messi se desgastaba  de nuevo y lograba marcar un gol, que finalmente era anulado por fuera de juego. Aun así y con todos los problemas que intentó crear el Sevilla, el partido nunca estuvo peligró para los de Guardiola.

El Barça se resiste a dar por perdida esta Liga, y a pesar de la buena racha del Real Madrid, se reivindica en el hecho de destacar como presunto inocente en esa frase tan típica que se suele relatar en estos casos como es “Que no sea porque no lo intentaron”.

Artículos relacionados