thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 10 de noviembre de 2012
  • • 16:00
  • • Estadio del Rayo Vallecano (de Vallecas Teresa Rivero), Madrid
  • Árbitro: Alfonso Alvarez Izquierdo
  • • Espectadores: 8000
3
F
2

Rayo Vallecano 3-2 Celta Vigo: Vistosa remontada a pesar de un genio llamado Aspas

Los de Jémez remontan un partido que tenían perdido al descanso ante un Celta al que perjudicó demasiado la expulsión de Cabral

Salió emocionante el partido que abría jornada de sábado en Vallecas, bien por necesidad, que no es tanta a estas alturas de temporada, por ambición, que ahí ya cambia la cosa o por pensar ambos equipos que el otro es rival directo y aquí y ahora, es el momento de sacarle los puntos sí o sí.
 
Quizá sea por esas o por muchas otras razones, el choque entre Rayo y Celta quedó vistoso desde el principio y hasta el final. Los goles de Iago Aspas llegaron a parecer definitivos en algún momento, quizá por lo tempranero de estos, pero se quedaron en nada después de un apabullante segundo tiempo del equipo local.

Leo, Tito y Piti marcaron los goles de un muy buen Rayo que se marchó al descanso con el partido perdido y que gracias a su dinamita atacante y al paso atrás que dio el Celta tras la expulsión de Cabral por doble amonestación, además de la inocencia defensiva demostrada en algunos momentos, se llevó todos los puntos ante una afición volcada con su equipo.

Y es que el choque empezó muy bien para los gallegos. Y más particularmente para Aspas. El delantero de Moaña avisó desde el principio. Se lo dejó claro a Cobeño y a Labaka desde un primer momento: la intención era llevarse todos los puntos. Refrendó esa opinión Álex López, que se unió al pensamiento de su compañero sirviéndole un balón franco para que este batiese a Cobeño de tiro cruzado.

Mismo final tuvo la jugada que en el segundo de los casos tuvo como actor principal al danés Krohn-Dehli, que en esta ocasión fue el pasador para que Aspas hiciese su quinto gol de la temporada. Algo más de media hora de juego y victoria celtiña hasta por dos tantos en lo que era un resultado quizá no del todo merecido, aunque sí trabajado, eso que quede muy claro.

De todas formas, lo mejor estaba por llegar. La remontada vallecana también se palpó desde los primeros minutos de la segunda mitad. La expulsión y el paso atrás del Celta perjudicaron claramente a los gallegos, que permitieron al Rayo voltear el marcador.

Leo Baptistao abrió la lata después de un medidísimo pase de Casado desde banda zurda. El andaluz le puso en bandeja el gol al canterano brasileño y la calidad de este llevó el balón a las redes de la portería de Javi Varas. Primer gol y continuación a lo que estaba pasando en el primer tiempo. Y es que hasta tres acercamientos claros dejaron con el miedo en el cuerpo a la defensa visitante.

Tito, también de cabeza, completó con gol otro de sus grandes partidos en un balón que iba a entrar sí o sí, aunque hubiese tenido que ser rematado por el diestro en varias ocasiones. El servicio fue esta vez de Domínguez y, una vez más, Piti hizo un gol clave para los intereses de su equipo al convertir un claro penalti de Túñez sobre el serbio Delibasic. Agarrón y sentencia, a pesar de los minutos que el Celta tenía por delante, al menos, para intentar salvar un punto.

Preocupante falta de reacción la del equipo de Paco Herrera, que se dejó en Vallecas un partido que tenía a favor y que vuelve a convertir al Rayo Vallecano en una de las revelaciones tras acabar esta jornada ya con dieciséis puntos.

Artículos relacionados