thumbnail Hola,
En vivo

Serie A

  • 29 de septiembre de 2012
  • • 18:00
  • • Stadio Ennio Tardini, Parma
  • Árbitro: G. Rocchi
  • • Espectadores: 14000
1
F
1

Parma 1-1 AC Milan: Igualado reparto de puntos en el Ennio Tardini

Parma 1-1 AC Milan: Igualado reparto de puntos en el Ennio Tardini

AFP

Empataron Parma y Milan con un resultado de 1-1 el partido de la Serie A en un partido igualado pero sin emociones

Empate a 1-1 entre el Parma y el Milan en el partido de la sexta jornada de la Serie A, con goles de El Shaarawy para el equipo de Allegri y de Galloppa para el equipo de Donadoni.

Con Bojan de inicio para el Milan y Amauri de inicio para el Parma iniciaba el encuentro. Abate incorporándose mucho al ataque acompañaba a Bojan y El Shaarawy, y empezó el Milan con algo de mejor cara en cuanto al ataque que el Parma en los primeros minutos de encuentro.

Las llegadas del Milan se producían pero la mayoría de centros acababan en manos de Mirante, cuando la defensa no los despejaba, y los tiros eran demasiado inocentes como para provocar peligro real. Tanteando los de Allegri ante un Milan que se conformaba con intentar aprovechar los balones a la contra.

Pese a ello, esos pocos balones a la contra provocaron bastante peligro en la portería de Abbiati. Asistencias de jugadores como Ninis con Pabon o Amauri colocados en el área esperando para recoger, o los propios delanteros buscando el desmarque a la contra.

Pero arriba seguía buscando el Milan, y al final tuvo la primera ocasión realmente peligrosa del partido: un buen centro de Abate acabó en un cabezazo de Boateng. Mirante no pudo parar de primeras y realmente puso el miedo en el cuerpo en la defensa del Parma.

El Parma con un Pabon más provocador en ataque que Amauri tuvo una falta peligrosa cerca del área por una falta de Ambrosini. Correcto trabajo de la defensa milanistas pese a que el trabajo no lo tuvieron en exceso, muy asustado el Parma de dejar sus posiciones atrás como para abrirse en ataque.  Eso sí, había ocasiones en las que el Parma lograba despistar por exceso a los de Allegri.

Parecía que Allegri tendría problemas en defensa cuando Amauri chocó con Yepes, pero parece ser fuerte el defensa y pudo seguir con el juego. El césped del estadio del Parma estaba empapado y eso afectaba al ya de por si pobre juego de ambos equipos -sobretodo a la creatividad de cara al ataque.

El Parma tuvo minutos de crear mucho peligro, pero sin acabar de ver puerta. A su vez el Milan tuvo la dominación general de la primera mitad: tuvo ocasiones Bojan,las tuvo Boateng, las tuvo incluso Ambrosini, pero o eran tiros muy pobres y poco colocados, o se iban a la grada directamente.

Vimos mucho a Mirante pero sin tener que transformarse el portero en un héroe. Al final de la primera parte se vio recibir mucho a Bojan balones por parte de Boateng y El Shaarawy, aunque sin suerte el delantero.

Y de un portero al otro, Abbiati tuvo problemas en la primera mitad, problemas que pusieron en peligro a su equipo: en el saque de balón, chocando con jugadores en las defensas de saque de esquina, entre otros. Necesitaría más concentración atrás el Milan en la segunda parte si el Parma intentaba hacer sus contras más contundentes.

Se llegó a la media parte con 0-0 en el marcador y el Milan dominando la primera parte. Se empezó la segunda con los rossoneri  provocando más peligro y cogiendo fuerzas minuto a minuto. Nocerino creaba mucho peligro con los centros y el Parma contenía como podía, mientras se veía más a Mirante que a Abbiati.

Y se marcó el primer gol para el Milan, un gol de El Shaarawy recibiendo un pase de Bojan y metiendo el balón hasta el fondo de la red casi a punto de perder el equilibrio en un tiro cruzado al segundo palo, a poco de empezar la segunda mitad del encuentro.

Bojan peleaba balones al ataque, con mucha fuerza y ganas de jugar pero sin tomar las mejores decisiones de cara a portería. Se produjeron cambios para ambos equipos: se fue Rosi y entró Biabiany para el Parma, y se fue Ambrosini y entró Montolivo para el Milan.

Dura la defensa milanista, más dura que efectiva. Se refleja en la cantidad de amarillas recibidas por el equipo de Allegri,  y el árbitro puede que incluso se quedase corto. Muchas faltas las provocaban cerca del área de Abbiati, lo que daba facilidades al ataque para el Parma, hasta que acabó pasando lo que tenía que pasar.

No la pudo ver Abbiati cuando marcó Galloppa uno de los tiros de falta, quince minutos después de que el Milan abriese el partido. Mala defensa de la falta y no pudo hacer nada el guardameta milanista. 1-1 en el marcador.

Tras el empate del Parma hizo otro cambio Allegri: se iba Boateng y entraba Robinho. El encuentro siguió sin demasiadas emociones, con ambos equipos intentando tímidamente romper el empate. Se sentó Bojan y entró Pazzini a diez minutos del final del partido, y poco después se iba Musacci y entraba Parolo para el Parma.  

Poco a destacar: algún tiro lejano por parte del Parma, un magnífico saque de falta directa por parte de Montolivo para el Milan que se fue por poco. Llegaba a su fin poco a poco un partido que no tuvo demasiadas emociones precisamente con un empate en el marcador, con ese 1-1.

Artículos relacionados