thumbnail Hola,
En vivo

Premier League

  • 4 de diciembre de 2013
  • • 20:45
  • • Old Trafford, Manchester
  • Árbitro: M. Atkinson
  • • Espectadores: 75210
0
F
1

Manchester United 0-1 Everton: Roberto Martínez conquista Old Trafford

Manchester United 0-1 Everton: Roberto Martínez conquista Old Trafford

Getty Images

Un gol de Oviedo casi al final da la victoria a los 'toffees', que dejaron sensación de superioridad y clarividencia en su juego. Los de Moyes, cada vez más descolgados de la pelea

Mirando los onces con los que comenzaban ambos equipos el encuentro, te puede incluso entrar la extraña sensación de que los once del Everton superan a lo que ofrece el once de David Moyes. El partido dio la razón. Por eso no es extraña la posición en la tabla, o por eso no es extraño que los toffees dominaran la mayor del encuentro. La principal duda del Manchester United volvía a ser la de siempre, quiénes formarían la pareja de mediocentros. En esta ocasión, Moyes se decantó por Fellaini-Giggs para disputar su primer encuentro ante sus ex, que no es que le dedicaran palabras agradables desde la grada. Van Persie se quedaba en el banquillo, al igual que ocurría con Deulofeu en el equipo visitante.

Comenzó el encuentro con un Everton dominador del balón, dejando la sensación de que el control del encuentro correría a su cargo esta noche, y así fue durante la gran parte del enfrentamiento. Un primer tiempo a rachas, ya que tras los primeros instantes de dominio visitante, el United se puso al tajo. Presión arriba, ataques a arreones, y presencia en el centro del campo, y el Everton que se defendía como podía. En ese tramo pudieron marcar los Red Devils, sobre todo con dos claras ocasiones de Rooney, una de ellas detenida por Tim Howard, y la otra escupida por el poste. El Everton logró sacudirse la presión local y ambos conjuntos llegaron parejos al descanso.

La segunda parte comenzó prácticamente igual que la primera, con sensación de superioridad y dominio por parte del conjunto de Roberto Martínez, que mostraba la clarividencia sobre el terreno de juego. Así lo veía también Moyes, que sacaba del campo a Kagawa y Rafael, para dar entrada a Nani y al joven Januzaj. Con ello el partido entró en sus mejores minutos, un encuentro completamente roto, con ocasiones para ambos, y en el cual el balón corría sin cesar desde un extremo al otro del campo. Ahí llegaron las grandes ocasiones de gol del partido, donde destacó Tim Howard, quizás el mejor del Everton con sus sensacionales intervenciones.

Roberto también se dio cuenta de la situación del partido, y dio entrada a Deulofeu, que nada más pisar el verde, se plantaba sólo ante De Gea, donde saldría victorioso el meta del United. La acción fea del encuentro llegaría cortesía de Fellaini, que se marcaba un “De Jong”, obligando a McCarthy a retirarse con los tacos señalados en el muslo.

Cuando parecía que el Everton se conformaba con el empate, dos jugadas puntuales a su favor: libre directo de Mirallas al poste, y un centro chut de Lukaku, que acabaría empujando a la red Bryan Oviedo, dejando helado el Teatro de los Sueños. Al final, un encuentro que por ocasiones pudo ganar cualquiera, se lo acabó arrebatando el buen juego al corazón, que es prácticamente lo único que sostiene a los Red Devils en cada partido. Los toffees rompen con su racha negativa en un gran estadio. El United se descuelga de la Premier, en una jornada en la que vencieron todos sus rivales. Dicen que un ex puede dejarte tocado, Moyes quizás no lo creía hasta hoy. Espera año complicado en el oeste de Manchester. Nos alegramos por Roberto Martínez.

Artículos relacionados