thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 24 de noviembre de 2013
  • • 19:00
  • • Estadio Manuel Martínez Valero, Elche
  • Árbitro: Alberto Undiano Mallenco
  • • Espectadores: 30076
2
F
1

Elche 2-1 Valencia: Cristian Herrera revienta el Valero y Miroslav Djukic peligra

Los de Escribá cogen aire con un triunfo muy trabajado después de una primera parte infame. El entrenador el ché no da con la tecla y los suyos se hunden. Buen partido de Parejo

Debe de haber algún estudio de alguna universidad de algún lugar del mundo, con algún nombre rimbombante que la otorgue cierto prestigio, que haya demostrado científicamente lo poco aconsejables que son los domingos. Por si no fuera así, el maestro Joaquín Sabina se encargó de componer  ‘Contigo’ y dejar claro aquello de “yo no quiero domingos por la tarde”. Alguien en el Martínez Valero tampoco lo quería e inoculó esta especie de virus a ambos equipos en la primera parte. El derbi volvía un cuarto de siglo después y, como en tantas cosas en la vida, la espera no había merecido la pena.

Hay que ser algo condescendiente con el Valencia, que dominó el primer periodo gracias a Parejo, un jugador que tiene tanta abundancia de calidad como ausencia de carácter. De lo segundo se olvidó en Elche, donde cambió la horchata que circula por sus venas por sangre caliente. Metió la pierna, construyó las jugadas y abarcó mucho campo. A partir del excanterano madridista y con mucha proyección por ambas bandas, en la derecha con Barragán y en la izquierda con las asociaciones entre Guardado, Fede e incluso Pabón, el Valencia tuvo las mejores ocasiones.

Ricardo Costa mandó al larguero un balón que todos daban ya por gol cuando el portugués apareció solo en el área pequeña tras un córner. En el minuto 19, Parejo robó la pelota a Carlos Sánchez en la zona de creación (los pájaros y las escopetas), entregó a Jonas y éste habilitó a Fede, que entraba libre de marca por la izquierda, pero cruzó demasiado. A la media hora de juego, otra vez Fede combinó con Barragán en una jugada que acabó con un cabezazo forzado de Pabón que Damián salvó bajo palos; el rechace lo remató Jonas a las manos de Manu Herrera.

Mientras el Valencia se entretenía en encontrar el gol, el Elche esperó al 44’ para comprobar que Diego Alves, un portero al que tomar en broma por su tinte de pelo (será cosa del apellido) y al que valorar por su gran desempeño, había saltado al campo. Rivera cruzó un balón dificilísimo desde su campo a la espalda de los centrales y Fidel remató a las manos del brasileño. Al Elche no le habían explicado que en el fútbol juegan 11 contra 11 y gana el que más veces mete una pelotita dentro de la portería rival. O eso, o lo que no le explicaron que ganar es bueno y perder, caca. En el descanso alguien debió de contárselo porque los de Escribá salieron más entonados y fueron creciendo, sin muchos alardes, hasta el 1-0 en el minuto 47, obra de Fidel, que cabeceó a gol un gran pase de Edu Albácar, uno de los guantes de la Liga.

Los locales no se prodigaron mucho más en ataque, más por incapacidad que otra cosa. Pero el Valencia estaba dormido. Parejo se había esfumado y las bandas, replegado. El despertador sonó en el 25’, cuando el de Coslada filtró un pase que dejó solo a Jonas. Manu Herrera sacó con el pie y Lombán el posterior remate de cabeza de Pabón. La recompensa llegó en el 75 tras un centro de Barragán que remató por partida doble Bernat, recién entrado, para poner las tablas. Entonces el partido fue cuesta abajo y sin frenos, con oportunidades para los dos equipos. Coro desmontó la defensa ché con un pase que Cristian Herrera remató para llevar el delirio al Martínez Valero y oxígeno a los pulmones de un Elche que veía las posiciones de descenso muy cerca.

Artículos relacionados