thumbnail Hola,
En vivo

Premier League

  • 21 de febrero de 2015
  • • 16:00
  • • Stamford Bridge, London
  • Árbitro: M. Atkinson
  • • Espectadores: 41629
1
F
1

Chelsea 1-1 Burnley: Los Clarets se encuentran un empate de oro

Un tanto de Mee en la recta final de partido igualó la contienda en Stamford Bridge. La expulsión de Nemanja Matic minutos antes, clave en el desenlace

O de cómo el Burnley aguantó hasta encontrar un resquicio y arañar un punto de oro en Stamford Bridge. En un ejercicio de resistencia numantina, los Clarets hacen barraca y aprovechan la oportunidad para empatarle el partido a un Chelsea que perdonó la vida en numerosas ocasiones. Y ya se sabe que cuando se perdona, se acaba pagando. Y en parte es lo que hicieron los de José Mourinho, porque aunque no llegaron a ahogar al Burnley, lo cierto es que los Blues dominaron el partido con mano de hierro.

Antes de cumplirse el primer cuarto de hora de encuentro Branislav Ivanovic ya había puesto por delante al Chelsea. Sí, otra vez el serbio. Otra vez Ivanovic. Otra vez el ‘defensa pichichi’. La receta fue sencilla: Eden Hazard puso la magia con un slalom en el que los rivales caían a su paso y el lateral puso el oportunismo del que siempre está donde debe de estar. Ivanovic volvió a ver puerta como ya hiciera entre semana ante el Paris Saint-Germain en Champions League.

El Chelsea cayó en el tedio tras anotar el gol. El Burnley no apretaba y Courtois no había estrenado los guantes, así que los Blues se dedicaron a dominar el encuentro dejando pasar los minutos, porque tampoco visitaban con asiduidad la portería de Heaton. José Mourinho eligió la opción de ser práctico, o por lo menos de darse un respiro hasta la segunda parte, porque en el segundo acto el Chelsea sí que salió decidido a cerrar la victoria.

No ha sido un equipo brillante esta tarde, pero sí que tuvo ocasiones para amarrar tres puntos que no llegaron a peligrar hasta el minuto 70 de partido. Barnes entró de manera salvaje a Nemanja Matic, que se revolvió y fue a buscarle para encararse. Un sprint de cinco metros que acabó con un empujón con el que el serbio enfiló el camino de los vestuarios tras ver una roja directa tan merecida como la que, por contra, no vio el jugador del Burnley.

El Chelsea se deshilachó con la expulsión de Matic y el Burnley empezó a creérselo. En la recta final de encuentro Ben Mee encontró ese rayo de luz a la salida de un saque de esquina. El zaguero se elevó en el corazón del área para arrancar de Stamford Bridge un empate que puede comprometer ese camino de rosas que parecían tener los Blues hasta el título de la Premier League.

Artículos relacionados