thumbnail Hola,
En vivo

Primera División

  • 22 de marzo de 2014
  • • 22:00
  • • San Mamés Barria, Bilbao
  • Árbitro: Fernando Teixeira Vitienes
  • • Espectadores: 33000
1
F
0

Los rojiblancos celebran el tantod e la victoria

Athletic 1-0 Getafe: Markel Susaeta castiga la tristeza del Getafe

Los rojiblancos celebran el tantod e la victoria

Getty Images

Un Athletic perfectamente dirigido por Iturraspe y Ander disuelve el entramado defensivo impuesto por Cosmin Contra en San Mamés

El Getafe se presentó en el nuevo San Mamés con la intención de demostrar su renovación futbolística de la mano de Cosmin Contra. Un equipo valiente y decidido en ataque, como se pudo ver en la pasada jornada ante el Granada, y unido en defensa, como hasta hace muy poco con Luis García. Y comenzó valientemente pero aferrado a su portería –mucho tuvo que calar el catenaccio en el técnico rumano de su breve paso por el Milan–.

Todo lo contrario que este comprometido Athletic de Ernesto Valverde, un equipo que no especula en defensa y que madura su fútbol como si Marcelo Bielsa hubiese sido su entrenador. De la mano del magisterio en la basculación de balón de Ander Iturraspe y con este tractor futbolístico llamado Mikel Rico que ataca con las misma intensidad con la que defiende, el conjunto rojiblanco fue adormilando al Getafe y arrinconándoles en su propia área.

Y eso que el conjunto azulón dispone también de buenos futbolistas como para presentar batalla en el centro del campo pero ni Mosquera ni Borja fueron capaces de reducir el fútbol de los leones, que si no hicieron más daño fue por la ausencia de un jugador que ante equipos encerrados siempre otorga soluciones como el sancionado Aritz Aduriz.

De esta manera, y gracias a la inquietante movilidad por los flancos de Iker Muniain y Markel Susaeta, el Athletic comenzó a hacer daño. Y en serio. Primero mediante ramalazos convertidos en lanzamientos de larga distancia de Muniain o Mikel Rico y después con las continuas llegadas desde segunda línea del extremo eibarrés, el conjunto de Valverde fue poco a poco reduciendo el ímpetu defensivo de un Getafe en el que Lisandro López se erigió como su máximo exponente.

Y redujo tanto su concentración que cuando solo quedaban cinco minutos para la conclusión del primer acto, una falta desde la frontal, a priori inofensiva por su distancia, acabó en las redes de la portería defendida por Jordi Codina gracias a un parabólico derechazo de Markel Susaeta.

En la segunda parte, Cosmin Contra reaccionó con la entrada de un jugador con más contención como el internacional argelino Medhi Lacen para intentar contrarrestar el enorme dominio del Athletic –un 75% de posesión, la mayor en un partido disputado en el nuevo y elegante estadio rojiblanco–. Pero tampoco funcionó. Las líneas del conjunto de Contra estaban demasiado separadas como para poder superar el entramado defensivo de unos leones que nunca pierden sus posiciones.

Los azulones, poco a poco, más por dinámica del propio partido que por méritos futbolísticos tuvieron una mayor presencia atacante, sobre todo por mediación de un Adrián Colunga guerrillero y de su mejor baluarte esta temporada, Pedro León. Pero no hay dinamita en el equipo. Ciprian Marica, el encargado del gol, realiza buenos movimientos pero muy desacompasados con respecto a los de sus compañeros. Y lo terminará pagando el cuadro madrileño si no remedia esta falta de gol.

En definitiva, victoria justa aunque exigua del Athletic por su mayor dominio y presencia en el partido que le aferra con más fuerza que nunca a esa siempre tan ansiada cuarta plaza. El Getafe, por el contrario, acumula ya 14 partidos consecutivos sin ganar en Liga. Una racha mortífera para cualquier equipo y mucho más para un conjunto poco acostumbrado a las emociones fuertes como el Getafe.




Artículos relacionados