thumbnail Hola,
En vivo

Clasificación Mundial Sudamérica

  • 23 de marzo de 2013
  • • 01:00
  • • Estadio Monumental Antonio Vespucio Liberti, Capital Federal, Ciudad de Buenos Aires
  • Árbitro: V. Carrillo
  • • Espectadores: 40000
3
F
0

Argentina 3-0 Venezuela: Lionel Messi y Gonzalo Higuaín conducen hacia Brasil

Con grandes actuaciones de los jugadores de Barcelona y Real Madrid, el equipo de Sabella consiguió tres puntos que lo acercan al próximo Mundial

Lionel MessiGonzalo Higuaín conducen a la Argentina hacia Brasil. Un camino que territorialmente es corto dada la cercanía de ambos países, pero que en las Eliminatorias Sudamericanas es bastante más largo y sinuoso. Sin embargo, la albiceleste de Alejandro Sabella ha dado este viernes un nuevo paso camino al próximo Mundial 2014.

Y en El Monumental, Messi fue descomunal. Higuaín fue letal. Los dos construyeron una goleada ante Venezuela que les deja en las puertas de la cita ecuménica. Por las botas del jugador del Barcelona nacían las jugadas más importantes de su equipo. En los pies del hombre del Real Madrid morían. Así fue el primer gol. En la primera parte, tras una buena combinación de los locales, La Pulga asistió sensacionalmente a Pipita, que no falló.

La ventaja, merecida hasta ese momento, se amplió después de otra gran maniobra colectiva que terminó en penalti. Un penalti que Leo ejecutó a la perfección para colocar el 2-0 parcial. Ese primer tiempo acabaría con ese marcador, pero a juzgar por las ocasiones de unos y otros, la diferencia pudo ser mayor. Además de los cracks que juegan en España, también se lucía Gago –ex Valencia-, quien a fuerza de buenos pases aclaraba el panorama de cada avance local. Las buenas proyecciones de Zabaleta complicaban a Venezuela, que había llegado solamente para defenderse. Arango no entraba en juego y Rondón no la olía. Rincón, que había prometido comerse los tobillos de Messi, veía cómo el astro culé se le iba en todas.  

En la segunda mitad, Argentina pareció bajar el ritmo y no generó tanto como en los primeros 45 minutos. Sin embargo, una nueva inspiración de Leo Messi acabó en el segundo tanto de Higuaín. El Pipita, en fuera de juego, no falló y convirtió su segundo doblete en una semana, tras el que le había anotado a Mallorca con el Real Madrid.

Sólo había tiempo para las ovaciones. Cada argentino que se retiraba del campo recibía el calor de la afición. Fueron los casos de Gago (Banega), el propio Higuaín (Palacio) y Lavezzi (Maxi Rodríguez).

La albiceleste hacía tiempo ya que había comenzado a pensar en Bolivia, rival del martes en la altura de La Paz, donde Messi y compañía encajaron en 2009 un doloroso 6-1. Un resultado que está en la memoria de todos y que querrá ser vengado dentro de algunas horas. Además, servirá para colocar a la Argentina más cerca de Brasil. Sobra confianza, pues conducen Messi e Higuaín.

Artículos relacionados