thumbnail Hola,

Durante el reconocimiento del Estadio Castelao donde Uruguay debutará este sábado ante Costa Rica, el pistolero practicó con el resto del plantel. Luego, habló Muslera.

La selección uruguaya de fútbol realizó el reconocimiento del Estadio Castelao de Fortaleza, donde este sábado debuta ante Costa Rica, por el grupo D del Mundial de Brasil 2014. Se destacó la presencia del delantero Luis Suárez, y que tras el movimiento, el arquero Fernando Muslera contó en conferencia de prensa la expectativa que le genera su segundo Mundial.

22 días después de su operación de meniscos y a 24 horas de un nuevo debut Mundial de la Celeste, el delantero y máximo goleador histórico del combinado nacional, se entrenó a la par de sus compañeros, realizando fútbol en espacios reducidos y ejercicios físicos, como los restantes 22 mundialistas.

 
 

Está prácticamente descartada su participación en el primer partido. No integrará el once inicial, ya confirmado por Oscar Tabárez, pero podría estar a la orden en el banco de suplentes, aunque el técnico es de la idea de no apurar su recuperación: “No lo arriesgaré a menos que sea imprescindible”, confesó, aumentando la esperanza de tres millones de almas de que pueda llegar en óptimas condiciones al partido del próximo jueves ante Inglaterra.

 

Muslera: “Debemos ponernos el traje de la humildad”

Antes del entrenamiento el arquero Fernando Muslera habló del incidente de la pasada noche que le tocó vivir con las hormigas y explicó en conferencia de prensa la gran expectativa que le genera estar a pocas horas de debutar en su segundo Mundial.

 

“Fue una situación cómica más que nada porque nos encontramos con hormigas en la cama, pero no pasó nada. Vinieron enseguida a cambiarnos las sábanas y pudimos dormir tranquilos”, comentó sobre la peculiar situación vivida junto a Rodrigo Muñoz.

“Sabemos que el debut es difícil”, confesó Muslera, para quien “un buen resultado te puede sacar una mochila importante. No consideramos a Costa Rica de los más accesibles, pero sí un triunfo puede darte un aspecto anímico superior para lo que sigue”.

Conocedor de varios de los delanteros rivales porque están jugando en Europa, recuerdó que estos “tienen velocidad y buen remate desde afuera del área”, por lo que “son jugadores con los que hay que tener cuidado en el contagolpe, controlarlos y tratar de que no les llegue el balón".

A punto de comenzar su segundo Mundial, aseguró que el equipo llega bien y que “estamos bien físicamente”, al tiempo que agregó que “siempre estar con la selección es un orgullo y una felicidad enorme” porque es “algo que uno siempre soñó”.

Antes de retirarse, el arquero explicó que “con lo que logramos hasta ahora a nivel internacional, el grupo ha crecido” y concluyó que “tenemos la capacidad de poder llegar lejos pero sabemos que nos vamos a enfrentar a rivales muy difíciles. Tenemos el potencial, pero también tenemos que ponernos el traje de la humildad para no llegar como favoritos".

Relacionados