thumbnail Hola,

Fernando Gago volvió a elegir Argentina pero esta vez jugará en su primer hogar, Boca. Una temporada para tratar de ser el que fue y ganarse su lugar en Brasil 2014.

Hace exactamente seis meses, Fernando Gago decidía pegar la vuelta luego de una larga experiencia en el fútbol europeo con muchos altibajos. Su idea era la de jugar en Boca, pero "determinadas cosas" como supo calificar él mismo, derivaron en que vista la camiseta de Vélez, pero allí tampoco fue lo que esperaba.

Un semestre después, el volante vuelve a su primer hogar en una temporada donde querrá mejorar drásticamente su última imagen, con la idea fija de confirmar su lugar dentro de los once que Alejandro Sabella piensa para el Mundial del año próximo.

A priori, Pintita tiene garantizado su puesto al lado de Javier Mascherano en la Selección Argentina. En los últimos partidos que disputó, fue quien mejor se asoció con los "cuatro fantásticos" de la delantera y sobre todo con Lionel Messi, a quien asiste permanentemente cuando de armar juego se trata.

Para el mediocampista será un enorme desafío volver a ser el que fue con la azul y amarilla. Y sobre todas las cosas porque, al igual que él, el Xeneize necesita dar un giro de 180º después de una pésima primera mitad de año, donde estuvo a punto de finalizar último en el Torneo Final, quedó eliminado en cuartos de final de la Copa Libertadores y prematuramente en la Copa Argentina.

Carlos Bianchi tiene como misión renovar por completo un equipo que atravesó todo tipo de turbulencias propias de un vestuario fracturado, con peleas que salieron a la luz al finalizar el campeonato disparadas por Cristian Cellay, Walter Erviti y Santiago Silva entre otros. Estas diferencias pasarán a la historia con la vieja duda del huevo y la gallina: ¿A Boca le fue mal por ellas? ¿O los malos resultados provocaron la ruptura?

Dentro de este panorama, ¿cuál es el objetivo de Gago? En principio, superar ese período de lesiones que frustró su paso por el Fortín, en donde jugó apenas ocho partidos entre Torneo Final, la Superfinal ante Newell's y la Copa Libertadores. Recurrentes problemas musculares impidieron su continuidad aunque Ricardo Gareca intentó retenerlo y recuperarlo.

Si rápidamente encaja, nada impedirá que dispute el primer Mundial de su carrera. Dependerá de lo que ocurra con su físico, pero en el club donde se formó y jugó entre el 2004 y el 2006 tiene la titularidad asegurada y Sabella puede quedarse tranquilo ante ello.

Artículos relacionados