thumbnail Hola,
Arsene Wenger llegó al club londinense en 1996

Wenger, cerca de extender su 'reinado'

Arsene Wenger llegó al club londinense en 1996

Getty Images

El director técnico francés está a un paso de renovar su contrato con Arsenal hasta 2016. Así, alcanzará las dos décadas al frente de los 'Gunners'.

Arsene Wenger está cerca de acordar una extensión de contrato de dos años con Arsenal, según entiende Goal. Durante meses, el entrenador francés mantuvo conversaciones con el club acerca de su renovación y ahora, su firma sería inminente.

Wenger, cuyo actual contrato estipula que gana cerca de 10 millones de dólares al año y expira a mediados de 2014, firmaría hasta 2016 y así su reinado en el club londinense alcanzaría los 20 años, tras haber aterrizado en octubre de 1996.

El francés quiere quedarse por razones personales y profesionales. Su familia se estableció en Londres, mientras que él tiene total poder decisión en lo que respecta a fichajes y otras cuestiones de la dirección técnica del equipo.

"Me encantaría estar acá para siempre. No necesito hablar mucho para renovar mi contrato"

- Arsene Wenger

De hecho, hace poco más de una semana, el entrenador expresó que se sentía halagado por el respaldo del dueño del club, Stan Kroenke, e indicó que estaría encantado de extender su vínculo con la institución londinense. Más que un indicio de lo que puede concretarse en cuestión de días o semanas.

Tras el respaldo público de Kroenke, Wenger dijo en tono de broma que estaría feliz de permanecer eternamente en el banco del equipo del norte de Londres: "Me encantaría estar acá para siempre, porque eso me haría inmortal. Por supuesto que amo a este club".

"Me honra tener el apoyo de Stan Kroenke. Es algo muy positivo para mí", manifestó el director técnico galo ante la prensa, y agregó: "No necesito hablar mucho para estirar el contrato que tengo".

"No creo que esto sea lo más importante en este momento. Quiero focalizarme en nuestra temporada y nadie puede poner en duda mi compromiso con este club. Quiero que nos vaya bien y la cuestión de si me quedo después o no es secundaria", dijo Wenger, restando trascendencia a su continuidad. Sin embargo, tanto él como los Gunners tienen bien claro que el futuro del francés y de los londinenses va de la mano.

Artículos relacionados