thumbnail Hola,

Desde el 'Kaiser' ningún central hecho fuera de cada ha dado el ancho para los culés. Su política de fichajes esta temporada ha sido criticada y el plantel pinta para sufrir.

Con la contratación de Jeremy Mathieu por parte del Barcelona, la afición no se hizo esperar en sentir su malestar con la adquisición del central francés de 30 años (31 en pocos meses), cuando se rumoraba que el defensor que se vestiría de Culé sería Matts Hummels, de Borussia Dortmund que cuenta con apenas 25 años de edad.

Más que un cuestión de edad, es una clara falta de gestión y el trazar proyectos a largo plazo lo que ha molestado a la afición Culé, todo obra de un perdido Andoni Zubizarreta que parece no tener un rumbo exacto de lo que quiere con el FC Barcelona. 

Además de lo anterior, La Masía ha dejado de generar esas camadas de futbolistas que tanto habían llenado de glorias a Barcelona; la última generación dorada fueron los Andrés Iniesta, Xavi Hernández, Carles Puyol, Víctor Valdés y más adelante por supuesto, Lionel Messi, Césc Fábregas o Gerard Piqué (por quienes tuvieron que gastar millones tras haberlo vendido de jóvenes a Inglaterra).

La generación de Thiago Alcántara (23), Jonathan Dos Santos (24), Giovani Dos Santos (25), Bojan Krkic (23), Cristian Tello (22), Isaac Cuenca (23), o justo un central como Marc Muniesa (22) entre otros, parecen no haber sido el recambio generacional que esperaban. Más allá de que sean aún jóvenes y puedan despegar más adelante en su carrera, muchos, destacando el caso de Thiago (quien es el de más calidad de toda su camada), no están ya en el club, y otros cuentan con participaciones esporádicas en el primer equipo.

No solo eso, sino que debido a una mala planeación perdieron tanto a Alcántara como a Fábregas, dos jugadores hechos en casa y que perfilaban para ser el futuro, el relevo perfecto para la dupla Xavi-Iniesta; mismos que siguen en el plantel como absolutos del equipo y han obligado a los Blaugranas a fichar a un croata que no es ni mejor que el dúo español que han dejado ir y que tampoco perfila para jugar en la zona en donde rinde mejor: Ivan Rakitic.

Respecto a la central, el tema del momento, los Culés tienen años sin saber cómo reforzar esa zona, y salvo Piqué (hecho en casa, irónicamente), su política de fichajes en esa zona ha sido desastrosa. Siendo su única contratación reconocible en esa zona en los últimos 11 años uno de los mejores jugadores en la historia de México: Rafael Márquez, el 'Kaiser'.

Desde la llegada del mexicano en 2003 a la entidad Culé, han desfilado sin éxito: Lilian Thuram (llegó de 36 años), Gabriel Milito, Martín Caceres, Henrique (quien no jugó ni un solo partido de Liga), Dmytro Chygrynskiy, además del único rentable: Piqué. Así que no han sido pocos, si no de una calidad bastante cuestionable, aunque se tengan proyectos en puerta como los de Marc Bartra (23), quien la temporada pasada jugó 30 cotejos con el Barcelona.

El 'Kaiser' dejó una barra muy alta, no solo hay que saber tener las nociones básicas de lo que es un defensa central, con eso no basta en el FC Barcelona; hay que tener una condición técnica envidiable, ser el primer orquestador de juego dándole limpieza a la salida y apretarse los dientes en el momento justo. Centrales como Márquez no se dan todos los días, y eso es algo que los Culés tienen que aprender, la dupla del oriundo de Michoacán con Puyol servía porque eran un complemento perfecto; Carles era un central más rústico, con más corazón, al que le gustaba el choque y poseer una valentía que el mexicano no puede presumir tener.

Luis Enrique debe dar el primer paso hacia su proyecto de manera correcta y comenzar a gestionar su equipo en todas las zonas en este mercado; se reforzó el ataque tanto como lo debilitaron (Luis Suárez-Alexis Sánchez), misma situación ocurrió en el mediocampo (Ivan Rakitic-Cesc Fábregas), y lo que pueda ofrecer Mathieu no pinta para ser la solución a largo plazo de los problemas en defensa de los españoles, quienes han tenido que recurrir a implementar a Javier Mascherano (o en casos más extremos, a Alexandre Song) como central, fuera de su zona en el centro del campo como contención nato (posición de Sergio Busquets).

No parece haber una planeación sensata desde el mercado y sea por un protagonismo excesivo de 'Zubi' y /o Rosell, junto a una falta de liderazgo de Luis Enrique, el Barcelona sufrirá la siguiente temporada si no puede hacerse presente desde ahora. 

Neymar fuera seis meses, Luis Suárez otros cuatro, sin recambio para Xavi Hernández que parece perfila para salir, con poca fiabilidad aún en su zona defensiva (laterales incluidos); además de un Lionel Messi casi en estado catónico con un cansancio que lo aqueja desde tiempo atrás y el peso de medios junto a la afición que lo apuntan como el principal responsable del fracaso Argentino en el Mundial.

Un ambiente hostil fue también lo que se encontró Pep Guardiola en su llegada; pero al igual que centrales como Rafael Márquez, técnicos así son uno en un millón.

Artículos relacionados