thumbnail Hola,

El crack argentino estará fuera de circulación durante dos o tres semanas por lo que no viajó rumbo a Glasgow pero Neymar calma la Messidependencia

En el Barcelona se preguntan por qué Lionel Messi volvió a lesionarse, después de que se le ha llevado entre algodones desde que cayera lastimado en la pasada temporada de la Champions League. Algunos apuestan a que es la sobrecarga de trabajo y otros a que se ha modificado la manera en que se entrena, pero sea cual sea la causa, el delantero argentino ha caído por tercera vez desde que inició la pretemporada hasta la fecha. Primero ante Malasia, después debió salió en la Supercopa de España ante el Atlético de Madrid y finalmente el Almería le vio irse al minuto 29 tras sentir molestias en el bíceps femoral.

Las bajas de Messi siempre causan preocupación en el club y en sus aficionados, generando lo contrario en sus rivales que ven siempre con buenos ojos las ausencias del rosarino, pero tras la llegada de Neymar al equipo éstas no se resienten tanto. El brasileño se ha adaptado rápidamente al estilo del equipo y a las propuestas del técnico, convirtiéndose en un buen asistente para sus compañeros y sólo necesita comenzar a explotar su carácter de goleador.

Para este martes, el 'Tata' Martino tendrá que sortear en la delantera para batallar con la muralla del Celtic que ya demostró la temporada pasada que sin una buena defensa plantada y sin delanteros chutando, pueden ganarle al Barcelona merecidamente. Alexis podría ser quien ocupe la posición de Messi en el planteamiento técnico sobre el césped, pero Cesc Fàbregas y Neymar son los que pueden marcar la diferencia en la portería de Forster.

Hoy, a diferencia de lo visto la temporada pasada, no hay pánico por la ausencia de 'la Pulga' aunque es claro que nunca gusta verle ausente, y aunque este Barça se muestra inconsistente en su adaptación a los retoques que Martino ha hecho en el sistema de juego, también es cierto que hasta ahora se ha ganado todo, 7 partidos de Liga y una Supercopa de España, por lo que confianza hay y mucha para solventar el encuentro de este martes en el Celtic Park sin Messi.

Sólo un exceso de confianza haría que los blaugranas pincharan mañana y es de dudarse que salten al terreno de juego con esa actitud, porque tienen el recuerdo de la temporada pasada en el mismo estadio donde perdieron por primera vez en la Champions League y también porque saben que Leo no estará presente, como tampoco Jordi Alba y Javier Mascherano.

Artículos relacionados