thumbnail Hola,

Jaguares, León y Pumas conquistaron triunfos en esta fecha, lo cual les permite romper rachas negativas que encadenaban en el torneo.

Al fin, los felinos sacaron las garras en el fútbol mexicanos. Los tres equipos representados por dichos animales dieron la cara en esta fecha 7 del Clausura 2013 rompiendo severas rachas negativas que arrastraban en los últimos meses.

Jaguares, León y Pumas obtuvieron valiosos triunfos este fin de semana que les brindan confianza y esperanza para que las derrotas no los vuelvan a encontrar nuevamente.

El conjunto de Chiapas y el cuadro de León acumularon su primera victoria del campeonato tras inicios difíciles donde se ponía en tela de juicio la continuidad de sus respectivos entrenadores. Mientras Pumas logró un agobiante triunfo ante Monarcas, el primero como local en el torneo.

Jaguares

Acostumbrado a inicios lentos, parecía cuestión de tiempo para que el conjunto de José Guadalupe Cruz ganara en el campeonato. Si bien no jugaba tan mal para acumular tantos malos resultados, los números en la tabla enseñaban un real problema para el equipo.



Los últimos siete torneos el conjunto chiapaneco ha arrancado de la misma forma el torneo. En el Bicentenario 2010 con Luis Fernando Tena y Pablo Marini en el timón, Jaguares sumó las primeras ocho fechas sin lograr un triunfo. Un torneo después, ya con el 'Profe' Cruz en el timón, fueron seis jornadas sin conocer la victoria.

En el Clausura 2011 ganarían su primer partido del torneo, para después acumular seis jornadas consecutivas sin triunfo. En el siguiente campeonato, el Apertura 2011 hubo un respiro pues la mala racha solo duró dos encuentros.

El 2012 en sus dos versiones de torneo, Jaguares padeció el mal del inicio pues en ambos campeonatos tuvo un arranque lento y desesperante.

Ahora en este campeonato, se verá si el arranque tardío trae consecuencias negativas a la escuadra naranja, o bien, tiene un cierre de fotografía para meterse a la liguilla, algo que bien nos tiene ya acostumbrados.


León

Mucho se esperaba del León en el torneo. Al final, todo se distorsionó y arrancó mal. Un inicio de espanto en la liga y de pesadilla en la Copa Libertadores puso al borde del cese a Gustavo Matosas.

Fueron ocho los partidos consecutivos, entre torneos nacionales e internacionales, que la Fiera acumuló sin ganar.



A la eliminación ante Deportes Iquique de Chile en la ronda previa de la Copa Libertadores, se le suman cuatro derrotas en seis encuentros dentro del Clausura 2013.

Fue hasta esta fecha 7 que el León pudo vencer a San Luis y así obtener su primera victoria del campeonato, triunfo que además de confianza, le da un breve respiro en el tema porcentual.


Pumas

Si bien la racha de los universitarios no era tan agobiante como la de sus dos rivales anteriores, si comenzaba a generar mucha molestia en torno a la afición auriazul que no termina por convencerse del proyecto que encabeza Antonio Torres Servín.



Tres encuentros disputados con anterioridad en CU habían acabado con abucheos para los Pumas que debían aguantar la molestia de la grada por no ganar como locales.

Igualadas con Atlas y Santos, así como una derrota ante Xolos enervaban a una afición que es tan leal como agobiante cuando los resultados no llegan.

La cuarta fue la vencida y al fin, los Pumas pudieron salir de su casa con una victoria entre los dientes gracias al tanto de Efraín Velarde ante Monarcas Morelia. Como son las cosas que ahora los universitarios suman cuatro fechas sin perder.

Artículos relacionados