thumbnail Hola,
Teófilo Gutiérrez jugó seis meses con Dayro Moreno y no se 'mataron'

Teófilo Gutiérrez jugó seis meses con Dayro Moreno y no se 'mataron'

fuerzatiburona.com

Muchos dudan del comportamiento de uno de los nuevos refuerzos de Cruz Azul; sin embargo, toleró sin problemas a uno de los futbolistas más explosivos que hayan pasado por aquí.


El que le sacó una pistola de aire comprimido a un compañero junto a uno de los jugadores con más casos de indisciplina y polémica que se recuerde de épocas recientes en México. En otros términos, los delanteros Teófilo Gutiérrez y Dayro Moreno. Ese era el dúo dinámico de Junior de Barranquilla, escuadra colombiana, apenas el semestre pasado.

Mucho se ha hablado del carácter de Teófilo, una de las flamantes contrataciones de la "Máquina" para este Torneo Clausura 2013 de la Liga MX. A lo largo de su carrera, el ariete ha protagonizado numerosos sucesos de indisciplina hacia los contrincantes e, inclusive, sus propios coequiperos.

Capaz de sembrar a rivales por doquier en el césped, así como de sentarlos con una 'trompada'. Igual mete un frentazo al ángulo que uno a un contrincante. Odiado por varios, aclamado por una minoría, el seleccionado cafetero suele acaparar las cámaras debido a sus acciones dentro y fuera del terreno de juego: sea por sus anotaciones, declaraciones picantes o encontronazos con otros personajes, pero jamás pasa desapercibido.

Durante su paso por Turquía y Argentina se le recuerda porque estuvo a punto de conectarle un frontal al defensa Ibrahim Toraman; le arrojó la pelota intencionalmente a la cara a Diego Milito; pecheó y escupió al árbitro Néstor Pitana; provocó a con gestos obscenos a una de las hinchadas más bravas como la de Boca Juniors...

Sin embargo, cuando conecta su cabeza a sus pies, la situación puede cambiar. A base de goles, en Racing se convirtió en un ídolo para la fanaticada, la cual prefirió antes a él que al técnico Diego Simeone, quien había devuelto a los primeros planos a la "Academia" después de torneos peleando debajo de la media tabla.


En Junior también tuvo ciertos destellos que le valieron retornar a su selección. Eso sí, su cuota ofensiva en los mil 485 minutos disputados no se asemejaron a las de Racing: una asistencia por cinco tantos, arrojando un promedio de uno cada 297' tomando en cuenta la liga y la copa local. En el rubro disciplinario, en cambio, no 'desentonó': seis tarjetas amarillas y dos rojas. De hecho, el técnico de Colombia, José Pekerman, mostró su consternación por su juego brusco y consideró no convocarlo para las Eliminatorias Sudamericanas; al final no pasó nada y hasta alineó en punta junto a Radamel Falcao. Cabe agregar que durante este 2012, anotó tres veces (uno a Chile y un doblete a Uruguay) y se consolidó como el acompañante del "Tigre" para el DT argentino.

Quizás su mayor 'logro', o al menos el que más esperanzas brinda a los simpatizantes "Celestes" de que en México modifique su temperamento, consiste en que no escenificó ningún incidente con Dayro. Moreno disputó el Apertura 2011 en las filas del actual campeón Tijuana. Inició con la pólvora seca al hilar cinco dianas en partidos casi consecutivos; sin embargo, su racha decayó rápidamente. Coincidió con que se reportó tarde y sin justificante alguna a Xolos tras una concentración con su representativo nacional.

El técnico Antonio Mohamed decidió entonces sentarlo en la banca, mientras el exSteaua Bucarest, entre otros, ventiló constantemente su molestia contra la institución amenazando con marcharse, advertencia que molestó a los seguidores "Rojinegros". Todavía tuvo alguna oportunidad para redimirse, pero estos nunca se lo perdonaron. El divorcio definitivo llegó a través de un penal fallado frente a San Luis (0-0) en encuentro válido por la jornada 16. "Nunca vuelvas" y "lárgate mercenario americanista" conjunto con el cual se le vinculaba, según adelantó en exclusiva Goal.com fueron algunas de las consignas más repetidas.

Una vez concluido la campaña, retornó a su país natal. Cuando debía regresar a Tijuana por tener todavía contrato vigente, éste se rehusó a hacerlo y dijo que no lo haría nunca. El descontento de ambas partes se transformó en una telenovela que acabó con el club cumpliéndole su voluntad al futbolista: una cesión a Once Caldas, lugar del que, irónicamente, salió meses antes en pésimos términos para fichar con los fronterizos.

 
Posteriormente de un semestre para el olvido en Manizales, Junior se hizo de sus servicios. Allí dio un pase para gol, sacudió las redes en seis oportunidades, en un total de mil 672 minutos, promediando uno cada 279' en la liga y la copa local. Recibió cuatro cartones preventivos, además de cero expulsiones. Numéricamente hablando, ambos refuerzos, o sea, Moreno y Gutiérrez, rindieron similarmente.

Juntos compartieron 935 minutos en la cancha. El otrora estratega de los "Tuburones", José Hernández, los alineaba a la par regularmente, eran su principal carta de ataque en su sistema 4-4-2. En ocasiones hasta convirtieron en mismos cotejos como versus Deportivo Pasto (2-0) o Real Cartagena (1-3). Inclusive, el asistente de Pekerman, Pablo Garabell, pensó algún momento por apostarle a dicho combo para los compromisos de Eliminatorias contra Uruguay y Chile, idea que a la postre no se cristalizó pero que reflejaba la peligrosidad del dúo.

El hecho de que haya podido entenderse con un jugador que posee un carácter semejante al de él, eventualmente apoyaría el discurso de Teófilo acerca de que viene más maduro y tranquilo. Asimismo, salvo opinión diferente del timonel Guillermo Vázquez jr., al que sería su socio en ataque, Mariano Pavone, ya lo conoce de dos partidos en Lanús cuando reforzó al "Granate" para la Copa Libertadores 2012. Al menos el antecedente más reciente de Gutiérrez da para reflexionar que ahora sí se compremeterá a ello.

¿Aires de cambio en Teófilo? | Datos para tomar en cuenta
5
3
  8
450
Tantos en el último semestre Goles en el año con selección VS. Tarjetas amarillas/rojas  Minutos sin anotar
   

Sigue a GOAL.COM MÉXICO en y también en 

Artículos relacionados