Boca ya ensaya cómo reemplazar a Gago

CompartirCerrar Comentarios
Ante San Martín, Guillermo decidió cambiar el esquema y propuso un 4-2-3-1 que, con otros intérpretes, puede ser la forma de suistituir a Pintita.

Guillermo Barros Schelotto tenía en claro que este partido ante San Martín de San Juan iba a servir como un ensayo para que aquellos jugadores que no suelen tener tanta participación en el campeonato sumen minutos. Sin embargo, la lesión de Fernando Gago cambió todo: hasta un amistoso que no parecía tener ninguna trascendencia pasó a ser una buena prueba para uno de los esquemas que ya se imagina el cuerpo técnico para suplir al capitán.

El 4-3-3 siempre fue el esquema predilecto del DT, desde su etapa en Lanús. En Boca, sin embargo, debió adaptarse. Primero, por la presencia de Carlos Tevez y, ahora, ante la ausencia de reemplazantes naturales para la función que cumplía hasta el último domingo Pintita. Su sustituto en el campo sale de memoria, mas no así quien levante la bandera de la generación de juego.

El artículo sigue a continuación

Quien entre por el ‘5’ seguramente será Nahitan Nández, quien hasta ahora viene siendo el “jugador número 12” para Barros Schelotto. Sus características poco tienen que ver con las de aquel que debe reemplazar, por lo que el entrenador ya piensa en cómo reacomodar las piezas. Y una puede ser con el esquema con el que esta noche cayó en la provincia cuyana: un 4-2-3-1, en el que el uruguayo se pare como volante central junto a Wilmar Barrios -ante el Santo lo hicieron Jara y Chicco- y Edwin Cardona se retrase algunos metros más para conectarse con Pablo Pérez -como intentaron hacerlo Espinoza y Bouzat- y, así, no quedar tan aislado como extremo por izquierda.

Otras opciones pueden ser un 4-3-1-2, con el colombiano bien definido como enganche, algo que, además, le permitiría mantener a los internos; y, por supuesto, mantener la formación actual, cambiando pieza por pieza.

Ante Patronato, el próximo domingo en Paraná, será la primera prueba real para el equipo. Allí, no solo tendrá que jugar sin Gago, sino también que deberá hacerlo sin Cardona, expulsado el último domingo ante Chacarita. Allí, Guillermo tendrá que emparchar, pero también empezar a pensar cómo quiere hacer para que la ausencia de su mejor jugador pase lo más desapercibida posible.

Próximo artículo:
“Con el VAR, el gol de Deulofeu no hubiera pasado”, reclaman en el Real Madrid
Próximo artículo:
Falcao supera a Messi e Immobile en la lucha por la Bota de Oro
Próximo artículo:
Un Barcelona contra la 'messidependencia'
Próximo artículo:
Con Keylor Navas y Luca Zidane lesionados, es momento para Moha
Próximo artículo:
La alineación del Real Madrid ante el Eibar: día, hora, noticias y TV
Cerrar