thumbnail Hola,

El luso lleva sin marcar dos partidos, ante Zaragoza y Borussia, algo que no le sucedía con el Madrid en sus últimos 43 partidos oficiales. Se mantiene como pichichi en Champions

El Real Madrid empató este pasado martes ante el Borussia Dortmund en la Champions League (2-2) merced al gol de Pepe en la primera parte, pero sobre todo, al gol de Mesut Ozil de falta directa con el tiempo casi acabado. Al germano le salió bien la jugada lanzando la falta por delante del jugador que habitualmente lo hace en estos casos: Cristiano Ronaldo, que se quedó sin poder marcar en el Santiago Bernabéu después de haberlo hecho en el Westfalenstadion.

A pesar de ello, el ‘7’ del Real Madrid se mantiene en cabeza de los máximos anotadores de la Champions League merced a sus goles ante Manchester City, Ajax (3) y el propio Borussia. En total, cinco tantos en cuatro partidos que le dejan aún con un colchón respecto a los Alan, Yilmaz, Soldado, Oscar y Huntelaar, que llevan cuatro goles en otras tantas jornadas disputadas.

Aunque eso sí, en el otro lado de la balanza, con este partido sin ver puerta ante el Borussia Dortmund, Cristiano Ronaldo firma la que es su peor racha goleadora con el Real Madrid en los últimos diez meses: dos partidos oficiales consecutivos sin marcar, ante Zaragoza y Borussia. Algo que por otra parte suena estrambótico, y dice mucho del estado de forma que viene atravesando el portugués con la elástica merengue desde hace tiempo.

Y es que no marcar en dos partidos consecutivos es algo considerado casi como normal, y sin embargo en el caso de Ronaldo es utópico. Pues no se veía algo similar desde el 14 de enero de 2012, cuando se quedó sin marcar en Mallorca en Liga (1-2) después de haber hecho lo propio ante el Málaga en Copa del Rey (0-1) apenas cuatro días antes.

Desde entonces, Cristiano Ronaldo ha jugado en otros 43 partidos oficiales con el Real Madrid (27 en la pasada campaña y otros 16 en la presente). Y en los 41 anteriores previos a enfrentarse a Zaragoza y Borussia, el ‘7’ blanco había logrado no dejar pasar más de un partido sin marcar gol. Anotando además la friolera de 50 goles en estos diez meses. Sí había estado dos partidos seguidos sin marcar contando con los jugados con su selección, mismamente en la Eurocopa, donde no se estrenó hasta la tercera jornada ante Holanda. Pero no con el Real Madrid. Un dato muy significativo no ya de su teórico mal momento actual, sino más bien de su magnífico momento de forma en estos cuarenta partidos anteriores.

Artículos relacionados