thumbnail Hola,

Rayo Vallecano tuvo la pelota más que sus rivales en sus 6 partidos de Liga, pero perdió 5 y le convirtieron 20 goles. Se abre el debate: ¿qué tan importante es la tenencia?

Desde que el Barcelona se posicionó como uno de los mejores, o el mejor equipo del mundo en los últimos años a base de resultados, muchos amantes del fútbol cerraron filas detrás del club culé idolatrando algunas máximas del juego que el conjunto catalán enarbola partido a partido. Como en un culto religioso, al Barça se le adjudican conceptos futbolísticos como si fuesen mandamientos de algún dios del fútbol que canaliza su doctrina a través del cuadro blaugrana. Y uno de esos mandamientos es la tan mentada posesión de la pelota.

Hoy está en boga hablar sobre la tenencia, sobre la importancia de la misma y sobre la idea de que la posesión debe ser la base sobre la cual sustentar el juego de todos y cada uno de los equipos, si es que se quiere arribar a un final 'perfecto'. Es decir, a la comunión de resultados y buen juego. Así es presentado el dogma de la tenencia por una parte del ambiente futbolístico que no admite otro tipo de visión del juego, y que jamás ahonda sobre el asunto que verdaderamente es más importante: qué hacer con la pelota.

El tema explotó la semana pasada cuando el Barcelona perdió la posesión en un partido luego de 5 años, un récord impresionante y que habla a las claras de un equipo que hace rato apuesta por este concepto, y por varios otros, para elaborar su sistema de juego. La noticia impactó en todos lados, y la curiosidad fue que el rival no fue uno de los grandes de Europa, sino el humilde Rayo Vallecano. Pero de nada le sirvió al conjunto madrileño haber tenido la pelota más que su rival, ya que el resultado, que es lo que verdaderamente cuenta y la vara que mide el triunfo y la derrota en este deporte, fue muy adverso. El 4-0 a favor del Barça fue tan inapelable que la importancia de la tenencia de la pelota per sé volvió a ponerse en discusión.
                                                                          
                                                                              

El Rayo Vallecano, casualmente, sirve como un buen ejemplo para poner en jaque al absolutismo de ciertos protagonistas (futbolistas, entrenadores y sobre todo, periodistas) en relación a una teoría, la de la posesión como único camino, muy atractiva desde lo discursivo. La tenencia de la pelota es, claro, algo importante. Por lógica, si uno tiene el balón, el rival no lo tiene, por lo que no te puede atacar, y en cambio vos sí podés. Pero para que la tenencia sirva, tiene que haber una idea de qué hacer con la pelota. Volviendo a tomar como ejemplo al Barcelona, en la última Champions League el Celtic escocés lo venció por 2-1 apenas con el 16% de tenencia de pelota contra el 84 del gigante español. Claro que algo así se da cada tanto, pero como ejemplo para el caso, sirve.

Por supuesto que esto no va en demérito del Barcelona, que es quizás el club que mejor sabe qué camino tomar, con paciencia, cada vez que la redonda está a su disposición. Pero así como se pone al club catalán como ejemplo de lo buena y saludable que es la posesión, bien vale recordar partidos en los que, aún con un dominio abrumador en ese aspecto, el ganador fue el rival.

Volviendo al caso del Rayo Vallecano, la dicotomía entre las estadísticas con respecto a la tenencia de la pelota del club madrileño y sus resultados en la actual Liga española es por lo menos llamativa. En los seis partidos que jugó en el torneo, el Rayo tuvo la pelota más que su rival, en algunos casos por un amplio margen de diferencia. Pero el conjunto dirigido por Paco Jémez no pudo plasmar esa estadística favorable en el resultado. Tal es así que de los seis juegos disputados, el Rayo apenas ganó uno y perdió los otros cinco, algunos por goleada: 0-5 ante el Atlético y ante Málaga, 0-4 con Barcelona y el 1-4 sufrido en la última jornada ante el Sevilla. Los de Vallecas solo consiguieron la victoria en la primera fecha ante el Elche y marchan últimos en el campeonato con apenas tres puntos y una diferencia de gol de -15, producto de cinco goles a favor y 20 en contra.

Rayo Vallecano
LA POSESIÓN NO ES TODO
  vs Elche vs Atl. Madrid vs Levante vs Málaga vs Barcelona vs Sevilla
Posesión 65% 57% 75% 67% 51% 61%
Resultado 3-0 0-5 1-2 0-5 0-4 1-4
Datos tomados de la web www.whoscored.com

Si bien no deja de ser un dato más curioso que analizable, lo cierto es que los números no mienten: sólo hay que ponerlos en contexto. Pero esta frase (hecha, trillada, lugar común) va tanto para este caso del Rayo Vallecano como para el análisis de los triunfos del Barcelona durante estos últimos años. Ambos, tanto el Barça como el Rayo, van mucho más allá que la posesión misma. La dimensión y la profundidad del análisis dependerá del individuo aunque, queda claro: con la posesión sola, no se gana... Es más, ¡hasta podés ser goleado!

Artículos relacionados