thumbnail Hola,

El argentino lleva dos partidos si marcar gol y cuando eso sucede, ya sabemos que el rosarino vuelve con una fuerza imparable

Por Pilar Suarez | Barcelona | @pilsua

El gran imbatible de la Liga, el Barcelona, recibirá este domingo a un Real Madrid que inició con el peor arranque de Liga de muchos años pero que poco a poco parece ir recuperando la forma y las buenas sensaciones. El favorito es el equipo culé, por jugar en casa y por encadenar 8 partidos oficiales sin conocer la derrota ni el empate.

A pesar de que Tito ha perdido a sus dos defensas centrales titulares, el técnico no está preocupado por la situación, aunque ha dejado claro que lo mejor sería contar con Puyol y Piqué, los más experimentados ante el Real Madrid. Pero gran parte del funcionamiento de una defensa depende también de los demás jugadores, desde el centro del campo y hasta la delantera deben poner su granito de arena, estos últimos sobre todo cuando se enfrentan a equipos que juegan al contragolpe.

Tito ha recuperado a Andrés Iniesta quien apunta para titular ante los merengues y así el centro del campo estaría controlado por los más experimentados: Xavi, Busquets e Iniesta. La delantera podría estar formada por Pedro, Messi y Alexis, jugadores a los que se les da bien la portería de Iker Casillas.

Cualquiera podría pensar que tras dos partidos sin marcar gol, Lionel Messi podría estar pasando por un bajón, pero la experiencia nos dice lo contrario. Es común y normal que el argentino deje de marcar goles en dos o tres encuentros seguidores y le sucede al menos dos veces durante el torneo, pero cuando vuelve a marcar, lo hace con el hambre de aquel que no vio gol y no puede vivir sin él.

Así que al rosarino no hay que subestimarlo, Messi podría volver este mismo domingo a encontrarse con el gol y de hacerlo, comúnmente le gusta anotar hat-tricks y hasta cuatro goles por partido. Pero seguramente Mourinho ya tiene contemplado esto y una de las órdenes a su equipo será atrapar al Pichichi de la temporada pasada, pero tal vez los esfuerzos no serán suficientes. Messi no falla en las citas importantes y si algo le hemos visto en los últimos dos encuentros es que sigue siendo un gran asistente, así lo demuestran sus dos últimos partidos en los que ha dado cuatro asistencias de gol.

Si al regreso de Messi le sumamos un Alexis Sánchez que ante el Benfica dio su mejor partido de la temporada, podemos entonces suponer una delantera muy peligrosa, sobre todo si el chileno vuelve a conjugarse a la perfección con Leo.

Pedro es el tercer elemento de la delantera que podrá causarle problemas a Iker Casillas. El canario está jugando bien y además ha emprendido sendas carreras por la banda para unirse en la defensa en más de una ocasión, hasta ganarse la ovación de la afición como sucedió ante el Granada en el Camp Nou.

El Real Madrid no se puede confiar, de hacerlo como lo hizo ante el Getafe y el Sevilla, equipos a los que el Barça ya ganó, los merengues podrían salir del Camp Nou con 11 puntos de diferencia y entonces sí, la Liga podría verse complicada.

Artículos relacionados